ESPAÑA | Empresas
-/5 | 0 votos

0

0

0

0

SEDEF y SEPI dicen que es pronto para opinar

Defensa asegura que defenderá sus intereses en caso de fusión EADS-BAE

20/09/2012

(Infodefensa.com) N. Fernández, Madrid – España defenderá sus intereses en caso de que se produzca finalmente la fusión de los grupos aeronáuticos y de defensa  EADS y BAE Systems, aunque se considera que todavía es pronto para tomar un posicionamiento sobre el proceso, ha señalado el Secretario de Estado de Defensa, Pedro Argüelles.

En la misma lína se ha manifestado la Sociedad Española de Participaciones Industriales (SEPI), que ha señalado a Infodefensa.com que están siguiendo “con mucho interés” el desarrollo de las conversaciones entre ambos grupos, pero que todavía “no se estima oportuno manifestarse ni opinar sobre una posible fusión” porque entienden que eso podría afectar a las negociaciones abiertas entre las dos empresas.

En cualquier caso, los portavoces de la SEPI resaltaron que deberá ser el Gobierno de Mariano Rajoy el que se pronuncie sobre el tema cuando el proceso esté más avanzado o se resuelva la integración de ambos grupos.

España está directamente afectada por la posible fusión, al ser accionista de EADS a través de la SEPI, que cuenta con un 5,4 por ciento de su capital. Según algunos expertos, si la fusión entre el consorcio europeo y BAE se lleva a cabo, el Gobierno español tendría que invertir unos 750 millones de euros para mantener su peso accionarial más o menos en el mismo nivel actual.

Acciones de oro

Segú fuentes periodísticas, los máximos responsables de EADS y BAE Systems, Tom Enders e Ian King, respectivamente, mantiene conversaciones con vistas a una posible integración con una especial atención a los Gobiernos socios de ambas compañías, es decir Alemania, Francia, Reino Unido y, en menor medida, España.

Fuentes cercanas a la operación, que cita la agencia Reuters, subrayaron que ambas empresas están dispuesta a escuchar los planteamientos de los Gobiernos implicados, pero advirtieron de que sus posiciones pueden servir para “romper o sacar adelante” el acuerdo, todavía lejos de una conclusión definitiva.

Según la normativa británica, las dos empresas deberán pronunciarse en un sentido u otro –confirmando o abandonando la fusión- antes del 10 de octubre.

La canciller alemana, Angel Merkel, explicó que todavía está analizando la propuesta de integración. Lo mismo hizo el ministro de Economía galo, Pierre Moscovici, que se reunió con su homólogo británico, George Osborne.

Las fuentes periodísticas afirman que cada uno de los países “están fijando sus líneas rojas” para dar el visto bueno a la operación. Reino Unido, por ejemplo, pretende que el importante negocio de BAE en EEUU no se vea mermado como consecuencia de una eventual fusión o que no se vean afectados sus proyectos en materia de submarinos nucleares que fabrica para Washington y Londres.

En el caso de Francia, el Gobierno quiere seguir manteniendo el control en materia de misiles balísticos de su fuerza de disuasión nuclear.

Al parecer, Alemania, Francia y Reino Unido han propuesto disponer de una especie de “acciones especiales” en el grupo resultante que funcionarían como una “acción de oro” y les permitiría bloquear operaciones hostiles y tener derecho de veto en los asuntos estratégicos que afectarán a sus intereses nacionales. No está claro si España, como socio minoritario, gozaría de una situación similar.

 © Information & Design Solutions, S.L. Todos los derechos reservados. Este artículo no puede ser fotocopiado ni reproducido por cualquier otro medio sin licencia otorgada por la empresa editora. Queda prohibida la reproducción pública de este artículo, en todo o en parte, por cualquier medio, sin permiso expreso y por escrito de la empresa editora.

SÍGUENOS EN

ENVÍO DE LA NOTICIA A UN AMIGO
Correo electrónico
Tu nombre
Mensaje