ESPAÑA | Empresas
-/5 | 0 votos

0

0

0

0

Silencio oficial

Eurocopter prevé que Defensa recorte 15 unidades del contrato del NH-90

24/01/2013

(Infodefensa.com) Madrid – Eurocopter, del grupo europeo EADS, prevé que el Ministerio de Defensa español recorte en al menos 15 unidades el contrato inicial de compra de helicóptero NH-90, lo que representaría una reducción del 35 por ciento del mismo –de 45 unidades a sólo 30-.

El secretario de Estado de Defensa, Pedro Argüelles, que estuvo presente el miércoles en Albacete en el primer vuelo del NH-90 español, no quiso pronunciarse al respeto en espera de que su Ministerio tenga preparado el informe completo de la reducción de la inversión en los programas especiales de armamento, lo que parece no estará disponible en al menos dos meses.

Futuro de Eurcopter España

En concreto, Eurocopter considera que, para sus "futuras misiones" el número de helicópteros NH-90 que necesitan las Fuerzas Armadas españolas es "muy superior" al de 45 unidades que se contrató en 2006 y de esto, según ha dicho el presidente de la empresa en España, Francisco Vergé, depende el futuro de Eurocopter España.

Sin embargo, responsables de la compañía, que hablaron sin identificarse, dan por hecho que en los próximos meses habrá una reducción importante en el número de pedidos, más allá incluso del recorte a 38 aparatos del que se habló hace un año y medio y que no se llegó a firmar.

La compañía contempla que el número se pueda rebajar hasta los 28 o los 30, si bien todavía no hay nada cerrado y se está negociando con Defensa.

Dinero para otras inversiones

El resultado de las negociaciones se conocerá en los próximos meses, plazo en el que el secretario de Estado de Defensa presentará la reprogramación de todos los grandes contratos de armamento, para los que estudia recortes en los pedidos, ventas a terceros y aplazamientos de entregas.

Con el recorte del pedido de NH-90 -cada helicóptero cuesta unos 23 millones de euros-, Defensa podría asumir los 150 millones que debería desembolsar para incorporar a los aparatos el sistema de navegación ILS y los equipos de misión, cuya financiación no se había previsto en un primer momento.

Además, también se podría reducir el pedido para afrontar los cambios necesarios para las versiones de rescate aéreo y de la Armada. En el caso de la versión para uso naval, habría que desarrollar un tren reforzado y el plegado automático de palas, con sus consiguientes ensayos y certificaciones.

En todo caso, los aparatos que se dejen fuera del contrato -que se firmó por unos 1.260 millones de euros- se eliminarán de las últimas entregas, previstas para 2018. Por el momento, se estima que, después del primero que recibirá el Ejército de Tierra a finales de este año, en 2014 se entreguen otros tres helicópteros.

Diálogo para salir del atolladero

En sus discursos el miércoles con motivo de la ceremonia del primer vuelo de un NH-90 fabricado en España, ni el secretario de Estado de Defensa ni el secretario general de Industria y Pequeña y Mediana Empresa, Luis Valero, se han referido al futuro del contrato ni a sus pagos, aunque han hecho un análisis de la situación y han apuntado que la salida a la difícil situación económica pasa por buscar mercados en el exterior, para lo que han ofrecido todo su apoyo a la compañía. Además, el 'número dos' de Defensa ha recalcado que la clave para salir de este "atolladero" es el "diálogo".

Argüelles, antiguo presidente de Boeing en España, ha explicado que la "nueva realidad económica" obliga al Gobierno a "establecer un escenario de restricciones presupuestarias" de las que no se puede "escapar" y que sólo se puede afrontar "haciendo lo que se ha hecho bien" hasta ahora.

Así, ha abogado porque la Administración y la Industria sigan "colaborando", con un diálogo "permanente". No puede haber, ha dicho, "una solución que favorezca solamente a una parte: la Industria tendrá que ser solidaria con el Gobierno y el Gobierno, solidario con la Industria".

"Y en ese momento estamos y en ese esfuerzo todos tenemos que coincidir, tenemos que pensar en resolver el problema y en mirar hacia el futuro y en encontrar nuevas oportunidades que den viabilidad y estabilidad a la inversión que durante estos años se ha venido haciendo", ha insistido. En concreto, ha recalcado que el "reto" es "competir en el mercado global", algo en lo que el Ministerio de Defensa está "dispuesto a apoyar".

Apuesta por la exportación

En el mismo sentido se ha expresado el secretario general de Industria, que ha aludido también a la exportación como método para afrontar la crisis. "Vamos a tener un paréntesis difícil donde habrá que exportar lo máximo posible, tanto en lo civil como en lo militar", ha dicho, garantizando igualmente el apoyo de Industria para "intentar pasar este desierto para que sea lo más corto posible".

Pese a todo, Valero también ha insistido en la "satisfacción" de poder participar en una inauguración, en el marco de un programa que "ha costado dinero", en concreto "casi 1.500 millones de euros" en lo que se refiere a todos los proyectos de Eurocopter desde 2006. "Venir aquí y ver que hay algo ya merece la pena. Se han sentado las bases para pasar una época difícil", ha dicho.

 © Information & Design Solutions, S.L. Todos los derechos reservados. Este artículo no puede ser fotocopiado ni reproducido por cualquier otro medio sin licencia otorgada por la empresa editora. Queda prohibida la reproducción pública de este artículo, en todo o en parte, por cualquier medio, sin permiso expreso y por escrito de la empresa editora.

SÍGUENOS EN

ENVÍO DE LA NOTICIA A UN AMIGO
Correo electrónico
Tu nombre
Mensaje