ESPAÑA | Defensa
-/5 | 0 votos

0

0

0

0

Una operación de 3.000 millones

Corinna habría intermediado sin éxito en la venta de 250 carros de combate a Arabia Saudí

22/03/2013

(Infodefensa.com) Madrid - Corinna zu Sayn-Wiigenstein intermedió sin éxito en la venta a Arabia Saudí de 250 carros de combate Leopard fabricados por Santa Bárbara Sistemas-General Dynamics, una operación que podría superar los 3.000 millones de euros y que se convertiría en la mayor exportación de armamento de la historia española.

Según han indicado fuentes solventes al diario 20 minutos, la empresa maltesa Apollonia Associates, para la que trabajaba Corinna y que se dedicaba a gestionar relaciones estratégicas para Gobiernos y grandes empresas, intermedió al menos durante dos años para que se llevara a cabo esta venta.

El contrato sería de gran importancia para Santa Bárbara, que actualmente está tramitando una serie de medidas de ajuste que incluyen expedientes de regulación de empleo y el cierre de la fábrica de La Coruña.

No obstante, en la operación cuenta con un duro competidor: Alemania. La firma germana Krauss-Maffei ofrece a Arabia Saudí el modelo Leopard 2, frente a la versión española Leopard 2E. Además, la patente del carro es alemana por lo que España necesita el permiso del fabricante y del Parlamento del país.

El diario señala que Corinna es amiga del príncipe saudí Alwaleed Bin Talal Abdelaziz Alsaud, sobrino del rey Abdullah y dueño de la empresa Kingdom Holding Company, así como del empresario saudí Mohamed Eyad Kayali, una especie de hombre de confianza en España del príncipe Salman Bin Abdelaziz Al Saud, ministro de Defensa de Arabia Saudí.

Las gestiones realizadas por Corinna parece que dieron sus frutos en un principio, ya que militares saudíes examinaron el Leopard en el campo de maniobras de San Gregorio (Zaragoza) y una delegación española viajó a Arabia Saudí para probar sobre el terreno el carro de combate.

Pero en julio de 2011 el semanario alemán Der Spiegel publicaba que el Consejo Federal de Seguridad de Alemania había autorizado una posible venta de más de 200 carros de combate Leopard 2A7germanos a Arabia Saudí.

La famosa cacería del Rey don Juan Carlos en Botsuana en abril de 2012 fue un intento de retomar el impulso de la venta, puesto que allí coincidieron el monarca, el empresario saudí Eyad Kayali y Corinna. Sin embargo, la caída y posterior operación del Rey postergó y complicó todo, según las fuentes consultadas por el diario.

De hecho, dos fuentes distintas coinciden en afirmar que Corinna abandonó las gestiones justo después del viaje a Botsuana y la empresa Apollonia deja de estar operativa ese mismo mes de abril.

No obstante, las gestiones en España continuaron, y el 8 de junio de 2012, el Rey recibió en La Zarzuela al ministro de Defensa saudí, un encuentro en el que también estuvo presente el ministro de Defensa español, Pedro Morenés. Días después, el 14 de junio, el Monarca recibió a Jay L. Johnson, presidente de General Dynamics.

Por otro lado, el Consejo de Ministros aprobó el 25 de mayo de 2012 una disposición especial que habilita al Ejecutivo a firmar contratos de venta de armamento, una petición expresa de Arabia Saudí, que quería comprar los carros de combate directamente al Gobierno español.

Desde el Ministerio de Defensa explican que España y Santa Bárbara han hecho su trabajo, y ahora se está a la espera de una decisión. De todas formas, está prevista una nueva reunión en mayo de este año en Arabia Saudí.

 © Information & Design Solutions, S.L. Todos los derechos reservados. Este artículo no puede ser fotocopiado ni reproducido por cualquier otro medio sin licencia otorgada por la empresa editora. Queda prohibida la reproducción pública de este artículo, en todo o en parte, por cualquier medio, sin permiso expreso y por escrito de la empresa editora.

SÍGUENOS EN

ENVÍO DE LA NOTICIA A UN AMIGO
Correo electrónico
Tu nombre
Mensaje