ESPAÑA | Empresas
-/5 | 0 votos

0

0

0

0

A través de la herramienta Patent Box

La apuesta por la exportación y la innovación permite obtener ventajas fiscales

07/04/2013

(Infodefensa.com) Madrid – Alma CG, consultora líder en la optimización de costes a través de la fiscalidad, ha puesto de manifiesto que la apuesta de las empresas de Defensa por la innovación y la exportación permite obtener un ventajoso trato fiscal para una parte de los beneficios generados por medio de la herramienta Patent Box.

La consultora indica que las partidas presupuestadas para la realización de los grandes programas de I+D de Defensa llevan un lustro de caída continua, con el impacto que ello produce en la generación de conocimiento y valor añadido en el sector, así como en la cadena de suministros que éste lleva asociado.

Pese a que la tendencia desde Defensa es el apoyo a la exportación, con la aprobación del RDL 19/2012 que permite firmar acuerdos gobierno a gobierno, y actividades que lleva a cabo la Dirección General de Armamento y Material para poner en contacto a delegaciones extranjeras con empresas españolas, se ha subrayado la necesidad de avanzar en I+D+i para lograr las capacidades que se requieran a largo plazo.

Alma CG recuerda a las empresas que esta apuesta por la innovación y la exportación permite obtener, además de los retornos económicos y empresariales de la propia actividad comercial, un ventajoso trato fiscal para una parte de los beneficios generados  a través de Patent Box, disponible en España desde 2008.

Mediante Patent Box, una empresa puede reducir a la mitad la tributación de los ingresos procedentes de la cesión de sus activos intangibles relacionados con el conocimiento, con un ahorro fiscal que puede alcanzar hasta un 90 por ciento del coste total de desarrollo del activo.

Samuel Botija Loaísa, consultor senior Financiación de la Innovación en Alma CG, ha comentado que esta disminución de la base imponible está “al alcance de un cada vez mayor número de empresas”, a medida que aumenta la visión exportadora de nuestro sector Defensa”. “Es perfectamente aplicable en la cesión de activos intragrupo, y por ello de gran interés para los principales actores europeos con filiales españolas”, ha explicado.

El aprovechamiento de este dispositivo fiscal conlleva la necesidad de cuantificar con precisión el valor de los activos intangibles objeto de la cesión, así como una justificación y documentación del precio de transferencia asociado. En este sentido, Botija ha añadido que existe una obligación legal de fijar unos precios equiparables a los valores de mercado de activos similares, “para lo que es de interés contar con la colaboración de personal dedicado en exclusiva a la gestión de la I+D+i, así como de empresas especializadas en la fiscalidad de este tipo de actividades innovadoras, con vistas a obtener el mejor tratamiento fiscal de los proyectos llevados a cabo”.

De este modo, serían objeto de cesión los dibujos, planos o procedimientos secretos relativos a experiencias industriales o científicas, que fueran necesarios para la reproducción industrial en las empresas cesionarias. Así, el gasto incurrido en el desarrollo de simuladores adaptados según especificaciones del cliente, la incorporación de mejoras tecnológicas en plataformas de combate, el diseño de nuevos modelos de sistemas UAV o incluso los propios procesos de fabricación y montaje de dispositivos aeronáuticos, por citar algunos ejemplos, sería recuperable hasta en un 90 por ciento para las empresas vía ahorro fiscal, si bien en ocasiones puede ser necesario revisar sus contratos de venta para desglosar, del concepto general, la parte correspondiente a la cesión del conocimiento objeto del Patent Box.

Desde Alma CG indican que el interés de esta herramienta es aún mayor con la reciente aprobación del RDL 20/2012, que limita la compensación de bases imponibles negativas para empresas con una facturación anual superior a los 20 millones de euros,  el RDL 16/2012, que reduce en un 30 por ciento la deducibilidad de las amortizaciones en el Impuesto de Sociedades.

Si además se tienen en consideración el resto de incentivos tradicionales ligados a la I+D+i como las deducciones fiscales, la libertad de amortización de los activos destinados a estas actividades, las bonificaciones a las cotizaciones a la Seguridad Social para el personal investigador o el proyecto de instalar en nuestro país el sistema de recuperación de deducciones no aplicadas, el atractivo de estas prácticas de optimización fiscal queda patente ahora más que nunca.

Figura: Exportaciones de material de defensa. Elaboración de Alma CG a partir de datos del MINECO y PGE.

 © Information & Design Solutions, S.L. Todos los derechos reservados. Este artículo no puede ser fotocopiado ni reproducido por cualquier otro medio sin licencia otorgada por la empresa editora. Queda prohibida la reproducción pública de este artículo, en todo o en parte, por cualquier medio, sin permiso expreso y por escrito de la empresa editora.

SÍGUENOS EN

ENVÍO DE LA NOTICIA A UN AMIGO
Correo electrónico
Tu nombre
Mensaje