ESPAÑA |
-/5 | 0 votos

0

0

0

0

Automático, sin control remoto

El drone robot X-47B completa su primer despegue desde un portaaviones

16/05/2013

(Infodefensa.com) Ginés Soriano, Madrid – El avión no tripulado X-47B ha surcado el cielo catapultado por primera vez desde un portaaviones. La capacidad de operar desde estos barcos, demostrada con su despegue el martes desde el buque George H. W. Bush, situado frente a las costas atlánticas de Estados Unidos, no es el único prodigio que depara este proyecto de Northrop Grumman para la Armada de ese país. El aparato podría marcar la frontera entre los drones que ya son comunes en los teatros de operaciones actuales y la llegada de los verdaderos robots autónomos.

Este vehículo aéreo de combate no tripulado (UCAV) está concebido para funcionar sin operadores en tierra. El sistema está pensado para ejecutar misiones sin que nadie lo maneje. Únicamente cumplirá con los objetivos de la misión cargados en un ordenador que controlará sus movimientos y que va integrado en la propia aeronave.

En su primer vuelo desde un portaaviones de hace dos días, el avión realizó un par de aproximaciones sobre el barco antes de tomar rumbo a través de la Bahía de Chesapeake hasta la base naval de Patuxent River, en el estado de Maryland, donde tomó tierra, tal y como describe la suboficial Amara Timberlake, del departamento de medios de comunicación de la Defensa de Estados Unidos.

El X-47B, explica Timberlake, continuará realizando pruebas de aproximación al buque durante las próximas semanas. Seguidamente será sometido a ensayos complementarios en tierra para tenerlo todo listo cuando realice su primera prueba real de aterrizaje en un portaaviones, previsto para este verano.

El X-47B supone una nueva generación de aeronaves no tripuladas (UAV) que ejecutará misiones sin que ningún operador las maneje desde tierra. El avión será capaz de operar mediante el control de un computador integrado en la propia aeronave en el que se cargarán los objetivos de cada misión. De momento para atacar aún depende del control humano, pero en el futuro este tipo de sistemas llegará a disparar sus armas sin la intervención de ningún operador.

Primer paso de una nueva generación

Su despegue desde el portaaviones George H.W. Bush supone el primer paso en el programa de desarrollo de drones 2017-2020 de Estados Unidos, según explica la cadena de televisión rusa RT, dependiente de la agencia de noticias RIA Novosti.

El X-47B ha sido criticado por Human Rights Watch (observatorio de derechos humanos), entre otras organizaciones. Para el analista político Lajos Szaszdi, por ejemplo, “siempre habrá una responsabilidad en aquellos que hayan dado una orden” de que los drones “operen autónomamente sin control humano y en el proceso maten a civiles inocentes”, ya sea “el presidente de EE UU o el capitán del barco”, según recoge RT.

Para otros expertos próximos a desarrollos de este tipo, sin embargo, con estos sistemas se reducirán los daños humanos en los campos de batalla.

Northrop Grumman es el principal contratista del programa de UCAS-D para portaaviones de la Armada en el que se enmarca este desarrollo. La compañía diseñó y construyó dos prototipos X-47B para este proyecto que está gestionado por el Mando Naval de Sistemas Aéreos (Navair).

El X-47B aéreo no tripulado (UAV) ha sido concebido para despegar y aterrizar en portaaviones, repostar en pleno vuelo y no ser detectado por el radar. El aparato puede operar en un área de 3.800 kilómetros de diámetro y cuenta con una autonomía de 6 horas de vuelo sin necesidad de reposta

Foto: Armada de Estados Unidos

 © Information & Design Solutions, S.L. Todos los derechos reservados. Este artículo no puede ser fotocopiado ni reproducido por cualquier otro medio sin licencia otorgada por la empresa editora. Queda prohibida la reproducción pública de este artículo, en todo o en parte, por cualquier medio, sin permiso expreso y por escrito de la empresa editora.

SÍGUENOS EN

ENVÍO DE LA NOTICIA A UN AMIGO
Correo electrónico
Tu nombre
Mensaje