ESPAÑA |
-/5 | 0 votos

0

0

0

0

Informe del Parlamento

Gran Bretaña advierte de que la independencia escocesa alejaría a la industria militar del nuevo Estado

30/09/2013

(Infodefensa.com) Madrid – Buena parte de la industria militar escocesa deberá abandonar el país si finalmente obtiene la independencia del Reino Unido. El parlamento británico ha presentado un informe sobre las consecuencias de que Escocia vote sí en el referéndum sobre su autodeterminación, que prevé dentro de exactamente un año.

Según el trabajo, publicado por el Comité de Defensa del Parlamento y cuyas conclusiones recoge Defense News, la industria en ese caso debería reconsiderar de manera inmediata si buscar nuevas localizaciones, fuera de Escocia, para tratar de no perder opciones en los lucrativos contratos firmados por Gran Bretaña.

Las empresas que se quedasen en Escocia apenas contarían con las posibilidades que les podría ofrecer un presupuesto de Defensa de menos de 3.000 millones, según se ha calculado, muy alejado de los 45.000 millones de euros que aproximadamente empleó Gran Bretaña en gastos militares el año pasado, de acuerdo con el Instituto de Investigaciones para la Paz de Estocolmo (SIPRI).

Textualmente, el informe advierte: “Creemos que las empresas de defensa se verían obligadas a evaluar en Escocia rápidamente sus estrategias de negocio, para concluir que la relocalización de sus operaciones al resto de Gran Bretaña sería una decisión desagradable pero necesaria”.

El impacto de la ruptura resultaría especialmente traumático para las constructoras navales, las dedicadas al mantenimiento de los sistemas y las que emplean alta tecnología, según el documento parlamentario.

Defense News cita alguna de las firmas más importantes con presencia en Escocia: BAE Systems, Thales, Badccok, Selex y Raytheon. A la luz del informe, todas ellas deberían tomar un camino lo más rápido y acertado posible para tratar de que sus actividades no se resintiesen.

Este medio recuerda que la industria militar emplea en Escocia a más de 15.000 trabajadores, de los que en torno a 3.000 trabajan para los astilleros que BAE tiene emplazado en el Río Clyde, de donde se fabricó buena parte de la flota en la época del Imperio.

Cierre de astilleros

BAE, que está construyendo actualmente dos portaaviones de 65.000 toneladas cada uno en Reino Unido, no cuenta en este momento con más expectativas de nuevos grandes programas que la nueva flota de fragatas Tipo 26 para la Royal Navy, de modo que se está planteando una importante reestructuración si nada cambia.

En caso de cierre parcial de las actividades, la multinacional baraja el astillero de Portsmouth, al sur de Inglaterra, como el más probable para dejar de producir ante la escasez de contratos. Sin embargo, la posible independencia de Escocia podría pesar en la decisión final y acabar perjudicando a los dos astilleros escoceses que la firma mantiene a día de hoy.

De momento las encuestas recogen la preferencia de los escoceses por permanecer en el Reino Unido, pero una buena parte de la población aún no se ha decidido, lo que permite especular sobre cualquier resultado.

Foto: BAE Systems

 © Information & Design Solutions, S.L. Todos los derechos reservados. Este artículo no puede ser fotocopiado ni reproducido por cualquier otro medio sin licencia otorgada por la empresa editora. Queda prohibida la reproducción pública de este artículo, en todo o en parte, por cualquier medio, sin permiso expreso y por escrito de la empresa editora.

SÍGUENOS EN

ENVÍO DE LA NOTICIA A UN AMIGO
Correo electrónico
Tu nombre
Mensaje