menú responsive
AMÉRICA | Tierra
-/5 | 0 votos

Fuerza de intervención de 800 hombres

La ONU ofrece a Uruguay desplegar otro batallón en el Congo

Efectivo uruguayo desplegado en MONUSCO. Foto: Ejército Nacional del Uruguay.

Efectivo uruguayo desplegado en MONUSCO. Foto: Ejército Nacional del Uruguay.

14/04/2018 | Montevideo

Gabriel Porfilio

Las Naciones Unidas han ofrecido formalmente a Uruguay la ampliación de su participación en la Misión Estabilizadora de las Naciones Unidas en la República Democrática de Congo (Monusco).

La oferta es para desplegar un batallón de hasta 800 militares adicionales, probablemente con fuerzas combinadas del Ejército, Armada y Fuerza Aérea, como fuerza de intervención. Este tipo de fuerzas tienen más libertad de acción al momento de tener que enfrentar fuerzas hostiles y defender a la población civil.

Actualmente Uruguay tiene desplegadas unos 950 efectivos en el país africano, con militares del Ejército y la Fuerza Aérea complementados por un pequeño destacamento policial con seis asesores. Las tareas fundamentales son el mantenimiento de la paz, asegurar la comunicación vial entre las distintas poblaciones bajo su supervisión, como así también la operación de un aeropuerto y la evacuación aeromédica utilizando helicópteros Bell 212 Twin Huey de la Fuerza Aérea Uruguaya.

Desembolso de 20 millones

 

Para el despliegue inicial de estas fuerzas, se necesitaría desembolsar unos 20 millones para equiparlas, sobre todo en lo que se refiere a equipamiento y armamento individual, como así también material logístico como camiones, carpas, cocinas de campaña, entre otros. Este desembolso inicial, que en general es luego reembolsado por las Naciones Unidas a medida que el equipo se va utilizando, estaría encontrando resistencia desde el Ministerio de Economía de Uruguay, que básicamente mantiene una posición de no otorgar ningún crédito financiero a las Fuerzas Armadas, inclusive cuando existe un plan de reintegro.

Los despliegues en misiones operativas de paz han sido la única fuente de recursos extra tanto a nivel de salarios como de renovación de material al que han podido acceder las fuerzas armadas de Uruguay. Con la finalización de Minustah en Haití, buena parte de esos ingresos desaparecieron, por lo que ahora se esta buscando alguna otra misión que permita mantener el ingreso de capital que, lamentablemente y en contra de como debería ser, el gobierno uruguayo cada vez limita más.

 © Information & Design Solutions, S.L. Todos los derechos reservados. Este artículo no puede ser fotocopiado ni reproducido por cualquier otro medio sin licencia otorgada por la empresa editora. Queda prohibida la reproducción pública de este artículo, en todo o en parte, por cualquier medio, sin permiso expreso y por escrito de la empresa editora.

SÍGUENOS EN

APPS

ENVÍO DE LA NOTICIA A UN AMIGO
Correo electrónico
Tu nombre
Mensaje