MUNDO
-/5 | 0 votos

Relaciones de su abogado con ThyssenKrupp

Israel investigará a Netanyahu por la compra de tres submarinos más a Alemania

23/11/2016 | Madrid

G. S. Forte

Infodefensa.com informó hace un mes las intenciones de Tel Aviv de comprar a Alemania tres submarinos de la clase Dolphin adicionales, con los que completaría una flota de nueve buques de este tipo. La operación ha llevado hace unos días a Avijai Mandleblit, asesor jurídico del Gobierno de Israel, a ordenar al fiscal general la revisión de los documentos relacionados con estos planes por posible “irregularidad administrativa”. Lo que buscará en concreto es si existe algún conflicto de intereses en las relaciones entre el primer ministro, Benjamín Netanyahu, y su abogado personal David Shimron, por representar este último también a la compañía alemana ThyssenKrupp, fabricante de los submarinos que Israel quiere comprar.

Netanyahu ha asegurado que desconocía la relación de su abogado con la empresa. El mandatario afirma que únicamente le mueven los intereses nacionales. “La seguridad de Israel requiere la adquisición de nuevos submarinos y la renovación de la flota”, ha apuntado, informa la cadena pública alemana Deutsche Welle.

La fuente recoge informaciones de medios locales israelíes que explican cómo Netanyahu intervino directamente para que el contrato recayese en la firma alemana sin que mediase ningún concurso. Se trata de una práctica permitida por la ley del país, que aduce motivos de seguridad, pero en este caso el primer ministro ha actuado en contra de la opinión de estamentos militares que no tienen un gran interés en la compra de nuevos submarinos.

El coste de las nuevas naves se estima en 1.300 millones de dólares (cerca de 1.200 millones de euros). La adquisición, de producirse finalmente, se incluirá en el contrato anterior de compra de seis submarinos de este tipo, cuya última unidad está previsto entregar el año que viene. Esta compra es financiada en parte por los contribuyentes alemanes en virtud a la política germana de apoyo a la defensa de Israel.

El Dolphin es un buque de 68 metros de eslora y 2.400 toneladas sumergido, capaz de transportar 16 torpedos y misiles de crucero y del que se cree que tienen un radio de acción de hasta 1.500 kilómetros, además de contar con capacidad para disparar misiles con cabezas nucleares.

Los submarinos de la clase Dolphin llevan dos décadas desarrollándose gracias a un programa de cooperación estratégica suscrito entre Israel y Alemania por el que el segundo se encarga de su construcción siguiendo las especificaciones de diseño del primero, además de incluir sistemas de mando y control israelíes.

La construcción de los dos primeros submarinos de la serie fue financiada por Alemania y la del tercero se dividió a partes iguales entre ambos países. En el cuarto y el quinto el capital germano ha procurado alrededor de un tercio de los costes. Para el sexto, Berlín firmó un acuerdo en 2014 con el que cubrir unos 135 millones de euros de una adquisición valorada en más de 600 millones.

Imagen: Gobierno de Israel

 © Information & Design Solutions, S.L. Todos los derechos reservados. Este artículo no puede ser fotocopiado ni reproducido por cualquier otro medio sin licencia otorgada por la empresa editora. Queda prohibida la reproducción pública de este artículo, en todo o en parte, por cualquier medio, sin permiso expreso y por escrito de la empresa editora.

SÍGUENOS EN

ENVÍO DE LA NOTICIA A UN AMIGO
Correo electrónico
Tu nombre
Mensaje