menú responsive
ESPAÑA | Defensa
-/5 | 0 votos

Cumbre europea de drones

General Monforte (INTA): "Trabajamos en el armado de RPAS para cuando sea necesario"

El general de división Manfredo Monforte Moreno. Foto: Ejército de Tierra

El general de división Manfredo Monforte Moreno. Foto: Ejército de Tierra

25/05/2018 | Madrid

Tania M. Tomás

El general de división del Ejército de Tierra Manfredo Monforte Moreno, al frente de la Subdirección General de Sistemas Terrestres del Instituto Nacional de Técnica Aeroespacial (INTA), estará presente la próxima semana en Unvex Security & Defense (Unvex S&D), la cumbre europea de sistemas aéreos no tripulados que tiene lugar en León.

En una entrevista a Infodefensa.com, el general analiza la aplicación de las nuevas tecnologías al sector de los RPAS y aborda algunas de las iniciativas en las que está involucrado el organismo de investigación de Defensa. En este punto, destaca que se trabaja "en el armado de RPAS con vistas a preparar al INTA para cuando sea necesario su apoyo a la industria", así como en "la certificación de este tipo de ingenios".

El general moderará el próximo martes día 29 de la mesa debate Iniciativas con nuevas tecnologías. El INTA contará además con una notable participación en la feria donde mostrará sus Aviones Ligeros de Observación (ALO) y realizará una demostración de vuelo el miércoles día 30 en la base Conde de Gazola del Ejército de Tierra.

¿Qué iniciativas con nuevas tecnologías no tripuladas le parecen más reseñables en el ámbito de defensa?

La explotación de los sistemas no tripulados debe aprovechar la innovación tecnológica a la que asistimos incorporando nuevas capacidades, desde los sensores NBQe (radiológicos, biológicos, químicos, explosivos) hasta equipamiento específico de inteligencia de señales, comunicaciones, perturbación del espectro, vigilancia y seguimiento de objetivos y, por supuesto, incorporando armamento letal y no letal capaz de actuar en exteriores e interiores explotando las capacidades que vaya brindando el big data y la inteligencia artificial.

¿Tiene la industria y organismos españoles como el INTA la capacidad de desarrollar soluciones en este sector de última generación?

La industria aeronáutica española goza de muy buena salud y está a primer nivel mundial. Por supuesto, el INTA, tanto como Organismo Público de Investigación como en su condición de Órgano Técnico del Ministerio de Defensa, cuenta con experiencia, conocimientos e iniciativas que ya están apoyando los desarrollos nacionales. Por ejemplo, se está trabajando en el armado de RPAS con vistas a preparar al INTA para cuando sea necesario su apoyo a la industria o la certificación de este tipo de ingenios.

¿Estas capacidades se aplican a todo tipo de vehículos no tripulados?

Sí, no solo a sistemas aéreos, sino también a terrestres, navales, submarinos, de subsuelo y aquellos que permanecen dormidos/abandonados y que despiertan ante una señal o ante un evento determinado. No debemos olvidar que han sido los satélites artificiales los primeros objetos no tripulados cuya utilidad civil y militar nadie cuestiona.

¿Cree que la tendencia de crecimiento en el empleo de RPAS en Defensa y Seguridad continuará en los próximos años?

Sin duda continuará a un ritmo acelerado según aparezcan nuevas aplicaciones. El problema va a centrarse en la regulación del sector y, muy en especial, en la certificación de seguridad de los sistemas (aeronavegabilidad) y los operadores. Para los sistemas militares más pesados, el control de las aeronaves se irá automatizando, dejando al operador realizar acciones que no sobrepasen los límites del aparato. Ya hay soluciones de vehículos autónomos que pueden llevar un piloto a bordo u operar de manera remota o programada según sea el espacio aéreo en que se desarrolla la misión. En este sentido, el sistema Galileo supone gran avance para los países de la UE, dotándoles de autonomía y libertad de acción en el campo de la navegación satelital.

¿Qué pasos considera que debe dar la Unión Europea para llegar a una nueva política de Defensa europea?

En primer lugar establecer una estrategia común -real- que unifique conceptos, procedimientos, programas de interoperabilidad, materiales y una unidad de doctrina militar. Esto es especialmente importante tras el Brexit. Deberíamos partir de una acción política exterior común, algo que se antoja complicado en estos momentos. En este sentido, Siria es un buen ejemplo de los retos que se plantean. Y todo ello considerando que hay países de la UE que pertenecen también a la OTAN, y otros cuyo material procede de la extinta Unión Soviética, lo que complica todavía más la convergencia.

¿Cuál podría ser el primer paso?

Un buen principio podría darse a partir de los sistemas de información y telecomunicaciones (CIS) para el mando y control de las operaciones, lo que implicaría generar una Arquitectura consensuada a partir de la cual cada Estado miembro podría desarrollar sus sistemas con una interoperabilidad de origen. Sin duda, soluciones como la radio definida por software pueden contribuir al objetivo final, aunque para ello haya que establecer “custodios” nacionales de las formas de onda y la cifra ajenos a los movimientos industriales y empresariales. Estoy pensando para ello en el INTA, como órgano técnico del Ministerio de Defensa que es.  

© Information & Design Solutions, S.L. Todos los derechos reservados. Este artículo no puede ser fotocopiado ni reproducido por cualquier otro medio sin licencia otorgada por la empresa editora. Queda prohibida la reproducción pública de este artículo, en todo o en parte, por cualquier medio, sin permiso expreso y por escrito de la empresa editora.

SÍGUENOS EN

APPS

ENVÍO DE LA NOTICIA A UN AMIGO
Correo electrónico
Tu nombre
Mensaje