menú responsive
OPINIÓN
-/5 | 0 votos

La Ventana

Análisis Infodefensa

Industria e instituciones por primera vez juntas en Feindef

20/11/2018 | Madrid

Como afirmaron los ponentes durante la presentación de Feindef el pasado viernes "ya era hora" de que en España se organizase una feria que permita mostrar adecuadamente las capacidades de la industria española de defensa. Ya era hora también de que, como se mostró durante la presentación, industria e instituciones fueran de la mano en una actividad de estas características.

Varios son los puntos a destacar pero como primer dato hay que reseñar la elegancia del secretario de Estado de Defensa, Ángel Olivares, en su intervención, mencionando expresamente a su antecesor en el cargo Agustín Conde. Ambos dieron una lección de caballerosidad, buen hacer y sentido de Estado. Uno por acudir a un acto del que ya es ajeno y otro por reconocer públicamente ante los asistentes el valor de la herencia recibida. Gestos que, lamentablemente, no son muy comunes en la España que vivimos. El gran público debería ser consciente de este gesto que les honra.

La intervención de Olivares resaltó la vocación de la administración de cara a promover el desarrollo industrial y tecnológico. El respaldo institucional se materializó con su propia intervención, que había sido precedida por la destacada intervención del almirante González, y la presencia en el acto de varios directores generales del departamento y de diferentes autoridades militares.

El impulso de la administración es un valor de inicio que además es muestra de la confianza que el cliente doméstico tiene en una industria que es esencial para garantizar la soberanía y la autonomía estratégica. Como manifestó el general Conde las Fuerzas Armadas españolas demandan sistemas de calidad para poder cumplir sus misiones con garantías de éxito, y la industria nacional puede proporcionar buena parte de ellas.

El esfuerzo realizado por la industria y los responsables de la política de armamento y material del Ministerio de Defensa se remonta a casi tres décadas de continuos avances. Son muchos años de esfuerzo y trabajo en común que han permitido disponer de unos niveles de equipamiento de primer nivel y que han posicionado a la industria nacional en un puesto de referencia en el mundo. Un volumen de facturación destacado con un elevado porcentaje de facturación en el exterior es prueba de ello.

La feria llega en un momento especialmente interesante. Como subrayó el general De la Plaza el momento europeo nos marca claramente el camino en esa dimensión. “Europa ha venido a la Defensa para quedarse”, recordó. En el futuro inmediato la industria española puede y debe jugar un papel protagonista como reflejo de la posición central que España pretende jugar en la seguridad y defensa continentales. La importancia del vector europeo quedó subrayada por la presencia en el acto del director de la Occar, general Meiriño.

Sin duda el apoyo institucional desde el ministerio de Defensa es uno de los factores clave. No olvidemos, sin embargo, que se trata de una feria que surge de la industria y que debe servir a su proyección y fortalecimiento a lo largo de toda la cadena de suministro. La industria del sector es el elemento central y eso alcanza a todo el tejido en su conjunto, desde los grandes integradores hasta los pequeños suministradores. En este llamamiento, realizado por el propio presidente de Tedae, Jaime de Rábago, debe recordarse que de las 600 empresas que conforman el sector en España, alrededor de la mitad son pymes que juegan un papel muy destacado en el conjunto y que proporcionan buena parte de las tecnologías que se necesitan para conseguir una sociedad más segura, como reza el lema de la feria.

Tanto Rábago como el presidente de Aesmide, Gerardo Sánchez Revenga, incidieron precisamente en el valor de las industrias del sector en elemento generador de seguridad para el conjunto de la sociedad española. Algo que justifica la implicación de las diferentes administraciones y organismos más allá del Ministerio de Defensa, en la promoción del sector. Una implicación de otros organismos que quizás quedase un poco limitada aunque se contó con la notable presencia del director general de Industria y de la Pyme, Galo Gutiérrez Monzonís. Un factor en el que habrá que avanzar en los meses de preparación para conseguir la implicación de Exteriores, Industria, Economía y Ciencia y Tecnología.

La presentación de Feindef nos deja un buen sabor de boca que deberá materializarse en una actividad de éxito que refuerce la imagen de España en el exterior, muestre nuestras capacidades a nuestros socios y aliados y presente ante las Fuerzas Armadas y la sociedad, sin complejos, lo que desde España puede ofrecerse para mejorar la seguridad internacional.

 © Information & Design Solutions, S.L. Todos los derechos reservados. Este artículo no puede ser fotocopiado ni reproducido por cualquier otro medio sin licencia otorgada por la empresa editora. Queda prohibida la reproducción pública de este artículo, en todo o en parte, por cualquier medio, sin permiso expreso y por escrito de la empresa editora.

SÍGUENOS EN

ENVÍO DE LA NOTICIA A UN AMIGO
Correo electrónico
Tu nombre
Mensaje