menú responsive
ESPAÑA | Empresas
-/5 | 0 votos

El coronavirus empieza tener efectos en los resultados

Indra mantiene sus ingresos hasta marzo y aumenta la cartera de pedidos

Foto: Indra

Foto: Indra

12/05/2020 | Madrid

El inicio de la crisis del coronavirus ha tenido un impacto, por el momento, limitado en la multinacional tecnológica Indra. La compañía, que presentó este lunes los resultados del primer trimestre del año, ingresó 735 millones, prácticamente lo mismo que en los tres primeros meses de 2019, y aumentó tanto la cartera de pedidos, un 12%, como la contratación, un 8%. 

El presidente ejecutivo de Indra, Fernando Abril-Martorell, destacó que "los resultados del primer trimestre de 2020 vienen marcados por el inicio del Covid-19. Este nuevo entorno está comenzando a tener un impacto profundo en la economía global y por tanto en el comportamiento y decisiones de nuestros clientes, con un impacto desigual en los mismos según el tipo de actividad en que se encuadran".  

El directivo comentó que "la profundidad y duración de dicho impacto es todavía incierta y, por tanto, difícil de cuantificar y aunque en el primer trimestre de 2020 ha sido muy limitado, prevemos que afecte en mayor medida a los resultados de Indra en los próximos trimestres". 

Efectos en los beneficios

 

La crisis del coronavirus sí empieza a tener efectos sobre los beneficios, que desciende un 65%, de 18 o 6 millones de euros. El Ebitda (resultado bruto de explotación) también se contrajo un 27% hasta los 51 millones, mientras que el Ebit (resultado de explotación) se redujo a la mita de 39 a 19 millones.  

En el caso del Ebit, toda la caída estuvo concentrada en el negocio de Transporte y Defensa, principalmente por la periodificación y retrasos del Eurofighter y, en menor medida, por retrasos causados por el Covid-19 en algunos proyectos significativos de esta división. En el lado opuesto, la cartera alcanzó un nuevo récord histórico absoluto (4.800 millones de euros) y la contratación neta se situó en los 1.020 millones, un 7,9% más que en el primer trimestre de 2019. 

En todo caso, el coronavirus ha hecho también que la empresa suspenda las previsiones para el ejercicio de 2020 y posponga la decisión sobre la vuelta al pago de dividendo, prevista anteriormente para este año.  

Transporte y Defensa 

 

Abril Martorell explicó que “el impacto corresponde sólo a algunas semanas del mes de marzo, y se concentra en el negocio de Transporte y Defensa, en forma de retrasos en algunos proyectos, que se están produciendo principalmente por la postergación en la toma de decisiones de algunos de nuestros clientes y la dificultad de realizar pruebas y entregas en proyectos internacionales por la imposibilidad de viajar”. 

También tiene efectos negativos, continuó, “la imposibilidad de realizar certificaciones de hitos retrasa el reconocimiento de ingresos y margen de los proyectos, ya que se contabilizan por el método de reconocimiento de hitos. A esto se une la menor operatividad de las fuerzas de ventas en este entorno y el deterioro macroeconómico que repercute en el precio del petróleo y la depreciación de las monedas de muchos de los países donde operamos”.  

A pesar de este entorno, añadió “la positiva inercia comercial de Indra se mantiene, con comportamientos muy positivos de la cartera y la contratación, lo que esperamos ayudaría a la recuperación una vez finalizada la crisis”.  

 

© Information & Design Solutions, S.L. Todos los derechos reservados. Este artículo no puede ser fotocopiado ni reproducido por cualquier otro medio sin licencia otorgada por la empresa editora. Queda prohibida la reproducción pública de este artículo, en todo o en parte, por cualquier medio, sin permiso expreso y por escrito de la empresa editora.

ENVÍO DE LA NOTICIA A UN AMIGO
Correo electrónico
Tu nombre
Mensaje