menú responsive
ESPAÑA | Armada
-/5 | 0 votos

La corbeta europea, posible sustituto de la clase Serviola y Descubierta

La Armada española necesitará seis patrulleros oceánicos a medio plazo

Patrullero de altura Serviola. Foto: Armada española

Patrullero de altura Serviola. Foto: Armada española

14/05/2020 | Madrid

B. Carrasco

La Armada española estima que necesitará a medio plazo seis nuevos patrulleros oceánicos para reemplazar los actuales patrulleros de altura de la clase Serviola -cuatro- y Descubierta -dos-, que se encuentran en el último tercio de su vida operativa.  

A preguntas de Infodefensa.com, con motivo de la reciente entrada de España en el programa de la corbeta europea, la Armada explica que "ha estudiado que, para aportar las capacidades exigidas a las Fuerzas Armadas y cumplir con sus misiones, a medio plazo deberá adquirir seis patrulleros oceánicos para poder sustituir a los patrulleros de altura que, cuando alcancen el final de su vida operativa, serán dados de baja". Y destaca: "Esta necesidad será tenida en cuenta a la hora de valorar el proyecto Pesco European Patrol Corvette (EPC)".  

La Armada también detalla que la corbeta europea, en la que ya trabajan los astilleros Navantia, Fincantieri y Naval Group, podría sustituir a los patrulleros de altura de la clase Serviola (Atalaya, Centinela, Serviola y Vigía) y Descubierta (Infanta Cristina e Infanta Elena), no obstante, subraya que "esta decisión dependerá de los futuros procesos de planeamiento de capacidades de las Fuerzas Armadas". 

También aporta algunos detalles más sobre las características y las misiones del futuro buque que saldrá del proyecto incluido en la Pesco (Cooperación Estructurada Permanente) de la Unión Europea.  

“El proyecto inicial tiene un carácter flexible y abarca desde un Patrullero Oceánico (OPV) de unas 3.000 toneladas y 100 metros de eslora (parecido a las características de nuestros Buques de Acción Marítima), hasta un buque de las mismas dimensiones, pero sobre el que se refuerzan ciertas capacidades tácticas, como son, entre otras, la guerra antiaérea, la guerra antisuperficie y la guerra antisubmarina”, especifica.  

La participación de la Armada tiene como objetivo “diseñar el buque más apropiado y mejor dimensionado a las necesidades de nuestras Fuerzas Armadas”. 

Primera reunión el 27 de mayo 

 

La Armada cuenta en estos momentos con el documento en el que se establecen requisitos de alto nivel, valorando diferentes opciones ante los escenarios que se puedan dar. El próximo 27 de mayo tendrá lugar la primera reunión por videoconferencia de todos los miembros del proyecto (Italia, Francia, Grecia y España) en la que se abordarán estos asuntos. 

El proyecto, en estado embrionario, está enmarcado dentro de la Política de Seguridad y Defensa de la Unión Europea y es una de las 47 iniciativas aprobadas en la Pesco, ya en desarrollo, en ámbitos tan diversos como el adiestramiento, el entorno terrestre, marítimo, aéreo, ciber y conjunto.   

Por último, la Armada apunta que las empresas españolas deben dar un paso adelante en los proyectos europeos. “Es importante resaltar que la industria de defensa europea está avanzando con este modelo de desarrollo de proyectos y la industria de defensa española debe estar inmersa en el mismo”, resalta. 

 

© Information & Design Solutions, S.L. Todos los derechos reservados. Este artículo no puede ser fotocopiado ni reproducido por cualquier otro medio sin licencia otorgada por la empresa editora. Queda prohibida la reproducción pública de este artículo, en todo o en parte, por cualquier medio, sin permiso expreso y por escrito de la empresa editora.

ENVÍO DE LA NOTICIA A UN AMIGO
Correo electrónico
Tu nombre
Mensaje