menú responsive
ESPAÑA | Defensa
-/5 | 0 votos

La estrategia también incluye un registro

El plan de vacunación de Defensa establece seis 'grupos diana'

Visita de la ministra Margarita Robles a la Brigada de Sanidad. Foto: Ministerio de Defensa

Visita de la ministra Margarita Robles a la Brigada de Sanidad. Foto: Ministerio de Defensa

25/01/2021 | Madrid

B. Carrasco

El Ministerio de Defensa aprobó el pasado 5 de enero un plan de vacunación que establece la creación de seis grupos diana para la vacunación dentro de las Fuerzas Armadas y un registro informático en el que constará el personal que ha recibido la dosis.  

El plan, al que ha tenido acceso Infodefensa.com, está elaborado por la Inspección General de Sanidad de la Defensa (Igesan), órgano dependiente de la Subsecretaría de Estado de Defensa. Bajo el epígrafe Estrategia de Vacunación frente a Covid-19 en las Fuerzas Armadas, el documento de uso oficial recoge a lo largo de 33 páginas los objetivos del plan, el ámbito de aplicación, los recursos para la vacunación, la documentación necesaria, los grupos que recibirán las primeras dosis e información detallada sobre el uso, composición, propiedades y contraindicaciones de la vacuna.  

Respecto al orden, la estrategia detalla que las prioridades dentro de las Fuerzas Armadas, una vez vacunado todo el personal sanitario, serán las siguientes: primero, el personal que participará en próximos despliegues en zona de operaciones –grupo 1-; a continuación, el personal alertado, “cuya disponibilidad para desplegar en el exterior sea inferior al intervalo necesario para que la vacuna disponible confiera la protección” -grupo 2-; y, después, “en el caso de activación del plan de contingencia frente a una crisis sanitaria provocada por una pandemia o epidemia durante la campaña de vacunación, se incluirá al personal desplegable en la operación en función de las misiones asignadas y en coordinación con el Instituto de Medicina Preventiva de la Defensa (Impdef)”-grupo 3-. 

Tras estos tres grupos, recibirán la vacuna personal destinado o en comisión de servicio en la UME –grupo 4-; personal de las unidades que, a criterio del mando, sea considerado como crítico (jefes de unidad, tripulaciones aéreas...) -grupo 5- y, por último, personal de las Fuerzas Armadas que, perteneciendo a los grupos de población establecidos por el Ministerio de Sanidad, no les corresponda o no puedan ser vacunados por los servicios de salud de las comunidades autónomas -grupo 6-.  

El plan también recoge que “en el caso de despliegues, comisiones o destinos a países que requieran un certificado de vacunación frente a Covid-19 pasarán a ser primera prioridad”. 

Registro informático de vacunaciones 

 

La estrategia además contempla la creación de un registro electrónico en el que constará la vacuna administrada, fecha, lote y el motivo de la administración. “Con el fin de poder realizar correctamente una evaluación y seguimiento de la vacunación frente a Covid-19 es necesario hacer un adecuado registro de las vacunas administradas en el sistema Cendala”, explica.  

Y añade: “La administración de las vacunas se realizará inicialmente de forma organizada (con cita confirmada) siguiendo los protocolos de seguridad. Es imprescindible que las dosis de vacunas administradas se incluyan en los sistemas de registro”. 

Instrucción de la Subsecretaría 

 

Tras la publicación de esta estrategia, una instrucción de la Subsecretaría de Estado de Defensa, fechada el pasado 13 de enero, concretaba que las dosis deben llegar primero a los militares que serán desplegados en el exterior, al personal sanitario y después a personal de unidades operativas, en el que está incluido su cadena de mando, con mayor riesgo de contagio. 

En concreto, la instrucción publicada por el diario Vozpopuli explica que “resulta primordial la vacunación de todo el personal de las Fuerzas Armadas que se encuadre dentro de las prioridades de vacunación, como son los componentes de los contingentes que vayan a ser desplegado en diferentes zonas de operación, el personal sanitario (CMS y personal no facultativo) que además es el que ha de vacunar el resto de los componentes de las FAS y el personal de unidades operativas (incluyendo su cadena de mando establecida) que tengan un mayor riesgo de contagio de Covid-19 debido a las misiones asignadas”. 

El documento, firmado por el director del gabinete técnica de la Subsecretaría de Defensa, contraalmirante Antonino Cordero Aparicio, solicita que se proceda primero a “la vacunación de todo el personal sanitario, por ser crítico, según las indicaciones recogidas en la Estrategia de la Igesan”. Y añade: “La pandemia por Covid requiere para su control, entre otras medidas, de una masiva, rápida y eficaz campaña de vacunación”. 

La instrucción, por último, autoriza “a contactos directos con la Igesan para la solicitud de las dosis de vacuna necesarias que, en virtud de las disponibilidades y prioridades previstas, serán distribuidas por el Centro Militar de Farmacia”. 

 

© Information & Design Solutions, S.L. Todos los derechos reservados. Este artículo no puede ser fotocopiado ni reproducido por cualquier otro medio sin licencia otorgada por la empresa editora. Queda prohibida la reproducción pública de este artículo, en todo o en parte, por cualquier medio, sin permiso expreso y por escrito de la empresa editora.

ENVÍO DE LA NOTICIA A UN AMIGO
Correo electrónico
Tu nombre
Mensaje