menú responsive
AMÉRICA | Armada
-/5 | 0 votos

Sustitución del Almirante Brown

El ARA La Argentina se incorpora a la búsqueda del San Juan

El submarino ARA San Juan. Foto: Archivo de la Armada

El submarino ARA San Juan. Foto: Archivo de la Armada

16/10/2018 | Buenos Aires

Irene Valiente

El destructor multipropósito ARA La Argentina (D-11) zarpó hace una semana desde la base naval de Puerto Belgrano, la principal de la Armada argentina, que se encuentra ubicada en el sur de la provincia de Buenos Aires. Su finalidad es sustituir al ARA Almirante Brown en el proceso de búsqueda del submarino San Juan, desaparecido hace 11 meses en el Atlántico Sur con 44 tripulantes.

Al mismo tiempo, partió también desde dicha base la corbeta ARA Espora, aunque en su caso se dirigió hacia el austral puerto de Ushuaia, donde realizará una serie de actividades con el personal y las unidades del Área Naval Austral que residen allí.

El La Argentina se trasladó a la zona de búsqueda del sumergible para relevar al Almirante Brown, unidad que llevaba cerca de un mes actuando como buque de apoyo para el Seabed Constructor. Este buque de la empresa estadounidense Ocean Infinity inició a principios de septiembre un nuevo proceso de búsqueda del ARA San Juan, como publicó Infodefensa.com, que hasta el momento no ha tenido éxito, como ya ocurrió con el primero.

Casi un año sin noticias

 

Si el resultado es positivo y encuentra al ARA San Juan, Ocean Infinity recibirá 7,5 millones de dólares de recompensa, tal y como se estableció en el proceso de licitación en el que se impuso –como publicó Infodefensa.com- a la también estadounidense Sistemas Electrónicos Avanzados (SEA), con sede y dueño en Venezuela.

Desde que partió de la Patagonia argentina, el Seabed Constructor realiza una búsqueda científica con relevamientos y análisis de diferentes espacios y contactos. Cuenta con una tripulación de 40 marinos y técnicos, a los que se unen tres oficiales de la Armada y cuatro familiares de los tripulantes como observadores.

Desde el 15 de noviembre de 2017 no hay noticia alguna del submarino. Su última comunicación la estableció a unas 240 millas náuticas (unos 430 kilómetros) de la costa patagónica argentina, cuando volvía a su base naval, después de realizar ejercicios militares en la zona más austral del país.

Lo único que se sabe a ciencia cierta es que el día que el buque se contactó con la base naval por última vez, en la misma zona desde la que lo hizo, se registró una explosión. Horas antes, el comandante había llamado a la base naval para comunicar que se había producido un cortocircuito en las baterías debido a la entrada de agua como consecuencia del complicado temporal.

 © Information & Design Solutions, S.L. Todos los derechos reservados. Este artículo no puede ser fotocopiado ni reproducido por cualquier otro medio sin licencia otorgada por la empresa editora. Queda prohibida la reproducción pública de este artículo, en todo o en parte, por cualquier medio, sin permiso expreso y por escrito de la empresa editora.

APPS

ENVÍO DE LA NOTICIA A UN AMIGO
Correo electrónico
Tu nombre
Mensaje