menú responsive
OPINIÓN
-/5 | 0 votos

Firma Invitada

Observatorio CEEAG

El Centro de Estudios Estratégicos de la Academia de Guerra de Chile tiene como misión generar conocimiento en apoyo de la Academia de Guerra y, como visión, ser un referente en materias de investigación relacionadas con las Ciencias Militares.


Más allá de las disputas China & EEUU

24/06/2019 | Santiago de Chile

(Especial CEEAG para Infodefensa) Las disputas comerciales entre las dos superpotencias tienen como trasfondo algo más significativo que una coyuntura limitada a la esfera económica. ¿Por qué la Casa Blanca busca reformular su relación comercial con China, un mercado de 1.300 millones de habitantes en pujante crecimiento?

Para Washington existen motivaciones que sobrepasan lo económico y que contienen en gran medida los objetivos a mediano y largo plazo de su política estratégica. Al respecto la Estrategia de Seguridad Nacional (ESN) del 2017 y la Estrategia de Defensa Nacional (EDN) del 2018 han implicado un cambio en los límites tradicionales de esta materia, ampliándose los márgenes de lo que se considera propio de éste ámbito. En este escenario, la “competencia inter-estatal en el ámbito de lo estratégico y no al terrorismo es la preocupación primordial para la seguridad nacional de los Estados Unidos.” Aquello no es simplemente volver a las tradicionales inquietudes de las relaciones interestatales, considera además elementos o esferas sociales que antes tenían una relevancia más bien secundaria o indirecta tales como ciertas actividades industriales, el ámbito de la tecnología e incluso otras materias hoy no consideradas, pero que en el futuro pueden entrar en la atención de la seguridad nacional. La actual administración norteamericana ha ampliado este límite a esferas que involucran el intercambio comercial de aliados. Es así como la industria automotriz japonesa o europea ha entrado en esta esfera.

A esto debemos agregar que la actual administración ha utilizado la herramienta comercial, vía alza de aranceles, para cambiar la conducta de un vecino, en este caso Méjico, con el fin de que coopere con el control de la inmigración ilegal a territorio norteamericano. Es decir, se utiliza una herramienta nacida de una esfera comercial con un argumento de seguridad nacional, esto es, que la migración ilegal atenta gravemente contra la seguridad nacional de los Estados Unidos.

El caso de la relación con China es especialmente relevante, porque Washington acusa al gigante asiático de utilizar empresas con sede en  territorio chino como herramientas de dominación y control de países. Además sostiene que continuamente dichas empresas realizan prácticas contrarias a sus intereses y ordenamiento jurídico. Es el caso de la multinacional Huawei, a la cual Washington ha impuesto restricciones y prohibiciones para operar en el mercado norteamericano por las razones expuestas.

En este mismo sentido, las licitaciones del 5G, la quinta generación de telecomunicaciones, han alertado a la Casa Blanca y sus aliados. Las implicancias en esferas como la interacción entre unidades autónomas, tales como vehículos aéreos, navales y terrestres; sistemas de seguridad públicos y privados; y comunicación, entre otros ámbitos, es visto como una seria vulnerabilidad en poder de manos extranjeras. Europa, sin embargo, ha sido más reticente a establecer sanciones de este tipo y limitar el acceso de Huawei a su ciberespacio. Las razones podrían estar en factores económicos y la creciente influencia china en estos países. No obstante, la presión de Washington es cada vez más fuerte en este contexto, pudiéndose producir una situación similar en Latinoamérica en los próximos años.

En definitiva, esto puede tener consecuencias no solo en la esfera de China y Estados Unidos, sino también a escala global. Washington y sus aliados pueden llevar al ámbito de la seguridad nacional numerosos asuntos tecnológicos, dificultando que terceros países asuman un mayor compromiso en este terreno con China. Esto debería llevar a la conformación de grandes bloques de cooperación tecnológica en torno a Beijing y Washington, generando una situación muy compleja en la esfera no sólo del comercio, sino también de la seguridad y las relaciones internacionales.

Lo que está en juego es el liderazgo en el presente siglo, donde Estados Unidos aplica todas sus herramientas para ejercerlo y consolidarlo frente a la creciente presión de China. Puede que con el fin de la presidencia de Trump se diluya este creciente ámbito de acción de la seguridad nacional, sin embargo es iluso pensar que el mundo será igual frente a estos nuevos conflictos que ya han comenzado y continuarán.

© CEEAG Todos los derechos reservados. Este artículo no puede ser fotocopiado ni reproducido por cualquier otro medio sin licencia otorgada por la empresa editora. Queda prohibida la reproducción pública de este artículo, en todo o en parte, por cualquier medio, sin permiso expreso y por escrito de la empresa editora.

 © Information & Design Solutions, S.L. Todos los derechos reservados. Este artículo no puede ser fotocopiado ni reproducido por cualquier otro medio sin licencia otorgada por la empresa editora. Queda prohibida la reproducción pública de este artículo, en todo o en parte, por cualquier medio, sin permiso expreso y por escrito de la empresa editora.

SÍGUENOS EN

ENVÍO DE LA NOTICIA A UN AMIGO
Correo electrónico
Tu nombre
Mensaje