menú responsive
AMÉRICA | Seguridad
-/5 | 0 votos

Reportaje INFODEFENSA

México, ¿141 millones de dólares para 42 blindados?

 El gasto propuesto para esta compra es de 141 millones de dólares. Fotos M.García

El gasto propuesto para esta compra es de 141 millones de dólares. Fotos M.García

18/01/2019 | Ciudad de México

M. García

La cartera de inversión 18071200016 plantea la intención de compra de 42 vehículos blindados no definidos, misma que desde el año pasado apareció en el sistema hacendario mexicano y que apenas hace unos días fue reconfigurada para el ejercicio 2019. El gasto propuesto para esta compra es de 141 millones de dólares, lo que pone al alcance de la Secretaría de la Defensa Nacional de México, (Sedena), cualquier vehículo de combate moderno.

Son demasiados los factores que hay que tomar en cuenta antes de echar a sonar las campanas al aire y sin duda la desinformación generada ante la mala interpretación de las mismas se ha convertido en un factor relevante, que podría terminar jugando en contra de esta posible compra, que en teoría deberá consolidarse en 2019, aunque no es precisamente necesario que así suceda.

El primer factor es el hecho de que las carteras de inversión de la Secretaría de Hacienda de México nunca son confirmaciones de compra, se trata de un proceso semipúblico a donde una entidad gubernamental presenta un proyecto para asignar recursos para comprar un bien. No es de ningún modo un anuncio, ni una confirmación de compra. Se trata de una intención que puede o no llegar a suceder al depender de coyunturas y voluntades políticas, más que financieras.  

Como ejemplos claros, están las carteras sobre la incorporación de radares y el proyecto de compra de dos transportes Lockheed Martin C-130J Super Hercules, que llevan en el sistema hacendario al menos seis años. Sobre la intención de México por incorporar 42 vehículos blindados sucede lo mismo.

Tiempo y momentos correctos

 

El primer factor que se debe considerar es que en la misma estructura del documento, en su apartado de factibilidades, deja claro que el programa o proyecto de inversión no cuenta con el 100% factibilidad legal y de igual modo el programa o proyecto de inversión tampoco cuenta con el 100% factibilidad económica, misma que se declara como “por definirse”. Esto significa que en primera parte la licitación no está completa y segundo que los fondos para la misma aún no se asignan, aparte Infodefensa ha confirmado, con fuentes cercanas, que aún no existe una decisión a este respecto.

Tiempo y costo político

 

Imagen SHCP

El momento político actual en México podría no ser el adecuado para anunciar una compra de este tipo. El presidente Andrés Manuel López Obrador ha encontrado oposición en su propuesta de Guardia Nacional al grado de que su estructura de mando militar tendrá que comprometerse hacia un mando civil, ante las voces que le acusaban de querer militarizar al país con la creación de este nuevo cuerpo. Por lo tanto, el que se anuncié una compra de blindados a meses de este desgaste político no jugará a favor del proyecto Obradorista, pues revivirán los reclamos de militarización.

Por supuesto existe otro ángulo, Infodefensa.com visitó a finales de diciembre de 2018 la Ensambladora Militar Mexicana corroborando que tiene tres vehículos blindados de desarrollo mexicano, listos para plantear una cadena de producción a escala mayor: El DGIM Kitam, el DGIM Cimarrón, y el ya probado DN-XI.

Necesidades por definir

 

Pensar que estos 42 blindados sólo repondrán equipo viejo y se utilizarán para labores de defensa exterior es erroneo. Es claro que se piensan usar para equipar a la Guardia Nacional. Las preguntas entonces no son qué quiere y qué busca la Sedena, esas respuesta son claras: antes que cualquier cosa, los vehículos tendrán que ser en su imagen y capacidades aptos para apoyar los planes de apoyo DN-III y Plan Marina para ser políticamente aceptables, luego en términos tácticos ofrecer la misma o una mejor movilidad y protección balística de los ya existentes, como el Oshkosh Sandcat o DN-XI y debe tomarse en cuenta que si la estrategia de combate al robo de combustibles seguirá tomando preponderancia, se deberán considerar vehículos con alta movilidad y agilidad como la de un 4x4 y tal vez un 8x8, sin embargo mucho dependerá de las estrategias que se terminen de plantear para atacar los ilícitos en México y por supuesto, lo que sea políticamente correcto.Foto M.García

La pregunta por lo tanto es ¿qué sí se podrá comprar al final de la aprobación de la Guardia Nacional? Aunque será ideal y muy positivo ver la intorducción de una gran blindado de combate o un transporte de tropas en los siguientes dos años, la realidad es que esto enfrentará retos importantes. El gobierno Obradorista dificlmente comprometerá su terreno alto, al introducir vehículos blindados de combate diseñados para guerra mecanizada o movil  y que en toda realidad terminarán siendo subutilizados en los escenarios urbanos de seguridad pública y en la vigilancia rural a ductos, aparte de que en México ya se tienen estas soluciones. La acción de introducir vehículos de mayor categoría, correría el riesgo de convertirse en una pesadilla de relaciones públicas para el gobierno.

 

 © Information & Design Solutions, S.L. Todos los derechos reservados. Este artículo no puede ser fotocopiado ni reproducido por cualquier otro medio sin licencia otorgada por la empresa editora. Queda prohibida la reproducción pública de este artículo, en todo o en parte, por cualquier medio, sin permiso expreso y por escrito de la empresa editora.

APPS

ENVÍO DE LA NOTICIA A UN AMIGO
Correo electrónico
Tu nombre
Mensaje