Brasil, el Amazonas y ¿un Black Hawk con misiles
EDICIÓN
| INFODRON | INFOESPACIAL | MUNDOMILITAR | TV
Plataformas >

Brasil, el Amazonas y ¿un Black Hawk con misiles

Capa helis bra1zil
|

La Fuerza Aérea Brasileña y Sikorsky han anunciado un nuevo contrato de mantenimiento para los 16 helicópteros UH-60L Black Hawk adquiridos a través de Ventas Militares Extranjeras (FMS por las siglas en inglés de Foreign Military Sales) y operados por dos escuadrones con ocho helicópteros, el 5º/8º GAV, Escuadrón Pantera (Santa Maria/RS), y el 7º/8º GAV, Escuadrón Harpia (Manaus/AM), dos unidades operativas del UH-60L con base en los extremos norte y sur de Brasil.

En el anuncio se destaca el alto nivel de operatividad alcanzado por la Aviación del Ejército con sus cuatro S-70A Black Hawk.

Este contrato, según el mismo comunicado, sirvió de referencia para el actual acuerdo firmado entre el fabricante norteamericano y la Fuerza Aérea Brasileña.

Para estas veteranas máquinas, el Ejército anunció recientemente en un boletín interno (BE 27-21) la firma del 2º Término Adicional (Amedment 2), a la línea de suministro BR-B-BBD, con el objetivo de pagar los recursos financieros relacionados con el suministro de repuestos y conjuntos para los helicópteros Black Hawk a través del programa de FMS.

Este anuncio se produce tras la conclusión de otro importante proceso en la aviación de ala rotatoria del Ejército del Aire, la estandarización del mantenimiento de los doce helicópteros de ataque AH-2 Sabre/MI-35 operados por el 2º/8º GAV Escuadrón Poti.

El hito definitivo en este proceso fue la visita del embajador de la Federación Rusa en Brasil, Alexey Labetskiy, a las instalaciones de la empresa estratégica de Defensa IAS (MG), contratada por la Fuerza Aérea para realizar todo el ciclo de mantenimiento de estas robustas aeronaves sin necesidad de enviar células a Rusia. La visita del diplomático ruso, en realidad una inspección de las capacidades del SAI, demostró plenamente la maestría nacional en el mantenimiento del Sabre/MI-35.

Una mirada al mapa permite ver la enorme distancia entre la base de estas areonaves (Porto Velho, Rondônia) y la región metropolitana de Belo Horizonte, donde se encuentra IAS.

Como prueba de la excelencia del trabajo realizado por el IAS, el AH-2 Sabre realizó recientemente un ejercicio de tiro real para entrenar a las tripulaciones en las modalidades de ataque a tierra con misiles guiados antitanque AT-9 Spiral-2 (Ataka) y cohetes de 80 mm, además del uso masivo del cañón GSh-23 Gryazev-Shipunov de 23 mm para atacar objetivos aéreos y terrestres.

Curiosamente, la Fuerza Aérea de Brasil utiliza el AH-2 Sabre como un interceptor de objetivos de bajo rendimiento, aunque el MI-35 es principalmente un helicóptero de ataque repleto de armas aire-tierra.

Mientras tanto, la Aviación del Ejército brasileño sigue sin tener helicópteros de ataque, ya que la flota existente es incapaz de disparar misiles antitanque u otros tipos de misiles guiados.

Black Hawk, un helicóptero perfecto para el Amazonas

Si bien la Fuerza Aérea demuestra una capacidad de apoyo logístico que le permite operar con facilidad la mitad de los UH-60L en Manaos y la totalidad de los AH-2 Sabre en Porto Velho, el hecho es que la pequeña flota de helicópteros S-70A de la Aviación del Ejército con base en Manaos está por debajo del mínimo requerido en términos de cantidad, incluso con los excelentes niveles de disponibilidad alcanzados, similares a los de sus "hermanos" de la FAB.

La reciente reorganización del inventario de helicópteros de AvEx demostró claramente la mayor adaptabilidad del Black Hawk al entorno amazónico, incluso con una logística llena de desafíos debido a las enormes distancias entre las bases de apoyo y las unidades operativas.

De hecho, mientras que los modelos de otros fabricantes se concentraron en las regiones del sudeste, sur y centro-oeste, por estar más cerca de la cadena de apoyo/logística de la fábrica (y menos susceptible a los problemas del clima amazónico), los Black Hawk de FAB y EB siguen operando con excelentes indicadores de eficiencia y disponibilidad en la selva.

La versión armada del UH-60L/S-70A fabricada en Polonia por PZL Mielec (filial de Sikorsky) sería una excelente opción para ampliar la flota de Black Hawk en Manaos, introduciendo así un vector de la Aviación del Ejército capaz de disparar misiles antitanque en el escenario amazónico.

Durante la reunión del Alto Mando del Ejército Brasileño en 2020, se autorizó la creación de un grupo de estudio para evaluar la viabilidad de la adquisición y el uso operacional del llamado ABH - Black Hawk Armado, siendo esta capacidad entregada, en caso de que haya una decisión de compra, al 4º BAvEx en Manaus.

Esta mejora permite al Black Hawk operar con una gran y variada potencia de fuego en diferentes configuraciones de armamento.

El sistema de misión integrado cuenta con un ordenador balístico y un sistema digitalizado de gestión de armas a bordo, lo que permite una gran flexibilidad operativa.

En cuanto a la precisión de uso, el ABH o Black Hawk Armado tiene una capacidad de apuntar superior al disparar ametralladoras montadas en las semialas y puede disparar el misil antitanque guiado por láser Hellfire, con un alcance nominal de hasta cinco kilómetros, según la versión.

El Hellfire, reconocido por su demostrada capacidad antitanque en las guerras del Golfo y en Afganistán, aportaría una nueva dimensión al Ejército brasileño en cuanto a armas antitanque del tipo misil guiado.

Imágenes: Sikorsky/Roberto Caiafa.



Recomendamos