EDICIÓN
| INFODRON | INFOESPACIAL | MUNDOMILITAR | TV

quinta generación

Turquía busca fabricante para el motor de su caza de quinta generación

El modelo, además, según estas leyendas, será capaz de ascender hasta los 16.700 metros, tendrá una longitud de 19 metros, su envergadura alcanzará los 12 metros y sus alas ocuparán una superficie de 60 metros cuadrados.Turquía quedó hace ahora tres años fuera del programa del avión de quinta generación F-35, liderado por Estados Unidos, tras el desencuentro con Wahington por la compra de sistemas antiaéreos rusos S-400, que los norteamericanos, y otros socios de la OTAN, consideran incompatibles con sus cazas.

Chequia estudia unirse al club de los diez países europeos con cazas F-35

España en el punto de mira España podría sumarse en el futuro a este grupo de países europeos compradores del F-35, si las autoridades de adquisiciones acceden a las solicitudes de la Armada, que quieren la versión F-35B, capaz de operar desde portaeronaves, para sustituir a los actuales AV-8B Harrier II Plus.Un informe del Pentágono de 2019 incluye a España entre los cinco países como potenciales clientes de este caza en aquel momento, junto a Singapur, Grecia, Rumanía y Polonia.

Alemania prepara la compra de 35 cazas F-35 y otros 15 Eurofighter

Consecuencias para el FCAS La posible compra de F-35 ha levantado en los últimos años importantes recelos en Alemania, inmersa en el desarrollo también de un aparato de próxima generación de diseño europeo (el FCAS), por lo que hablar de un desarrollo del otro lado del Atlántico no parecía lo más conveniente para la credibilidad del nuevo proyecto.

Lockheed prepara un caza F-35 a medida para un país no identificado

Esta variante sustituye a los cazas Harrier, como los que en una versión más antigua que los actuales empleó Gran Bretaña desde portaaeronaves en la Guerra de las Malvinas y que actualmente utiliza España desplegados desde su buque LHDJuan Carlos I.  En cuanto a la tercera versión, la denominada F-35C, se trata del diseño naval, porque está preparado para operar en grandes portaaviones, desde donde despega con ayuda de catapultas y aterriza en un corto espacio gracias a su resistente tren de aterrizaje y al gancho trasero con el que atrapa un cable de frenado anclado al buque (Catobar). 750 aparatos ya en servicio De momento, el F-35 ya presta servicio para nueve países, en los que es manejado por 1.585 pilotos capacitados (junto a 11.545 especialistas de mantenimiento) para los más de 750 aparatos en funcionamiento, de los 2.500 que el fabricante calcula que acabarán operando. El grueso de estos cazas se fabrica en las instalaciones que Lockheed Martin tiene en Fort Worth, en el estado norteamericano de Texas, y también en las plantas de ensamblaje habilitadas en Italia y Japón (en 2019 Tokio reveló que ya no fabricaría más en su país y pasaría a recibirlos del exterior), dos de los socios del programa internacional del F-35.