Honduras y Nicaragua renuevan el protocolo de combate al crimen organizado
EDICIÓN
| INFODRON | INFOESPACIAL | MUNDOMILITAR | TV
Centroamérica >

Honduras y Nicaragua renuevan el protocolo de combate al crimen organizado

|

Las Fuerzas Armadas de Honduras y Nicaragua renovaron el protocolo para el combate conjunto del crimen organizado y el narcotráfico. La renovación del protocolo, que que data de 2013, fue acordada durante una reunión de trabajo entre el comandante en jefe del Ejército de Nicaragua, general de ejército Julio César Avilés, y el jefe del Estado Mayor Conjunto de las Fuerzas Armadas de Honduras, general de división Tito Livio Moreno Coello.

Durante el encuentro virtual, los jefes militares asumieron diferentes acuerdos: ampliar fortalecidos mecanismos de cooperación bilateral, entre ambos Ejércitos, en interés de sostener de manera coordinada el enfrentamiento a las amenazas comunes que afectan las áreas fronterizas entre ambas naciones.

Además, los representantes de ambos países acordaron seguir desarrollando los mecanismos y sistemas de intercambio de información e inteligencia en tiempo real, a través de los órganos especializados, con el objetivo de aportar eficientemente a la toma de decisiones que garanticen seguridad en las áreas fronterizas comunes y continuar la ejecución de las operaciones coordinadas Sandino-Morazán, enfatizando su importancia y trascendencia para el sostenimiento de un clima de tranquilidad, estabilidad y paz en los espacios fronterizos de ambas naciones, y fortalecer las medidas de fomento de la confianza entre ambas instituciones militares.

Operacion Morazán-Sandino

Asimismo, se dieron a conocer los resultados de la operación coordinada denominada Morazán-Sandino, que se desarrolló en su XV fase entre el 28 de junio al 12 de julio pasados en las áreas fronterizas de ambos países.

El Ejército de Nicaragua indicó que en la operación coordinada detuvieron a 46 sospechosos de cometer delitos y a 72 inmigrantes irregulares de diferentes nacionalidades. Además, decomisaron 551,96 kilos de cocaína, 50.000 plantas de marihuana, 88,6 libras de marihuana procesada y seis onzas de semillas de marihuana.

En el desarrollo de esta decimoquinta fase de la Operación Sandino-Morazán en las áreas cercanas a nuestras fronteras, se patentiza esa determinación nuestra y de ustedes, por tratar de brindar a nuestros pobladores de las áreas fronterizas las mejores condiciones de seguridad, de estabilidad, de tranquilidad y la paz, para el desarrollo de las diferentes actividades de estos pobladores”, dijo Avilés.

Por su parte, el jefe del Estado Mayor Conjunto de las Fuerzas Armadas de Honduras destacó que “para nosotros es un gran gusto como siempre, compartir con nuestros hermanos nicaragüenses, sabemos del compromiso de las dos instituciones por mantener nuestros países minimizados los índices de violencia y colaborar con todas aquellas actividades en beneficio de nuestro pueblo…es un enorme honor esa camaradería que siempre nos ha unido para compartir esta mañana las experiencias vividas y ver las actividades que debemos de programar para el futuro y poder seguir manteniendo estas zonas fronterizas seguras”.

Nicaragua y Honduras se encuentran geográficamente ubicadas en una zona de tráfico de drogas desde Suramérica y que luego se traslada a Norteamérica, donde operan, principalmente, los carteles mexicanos y residen los principales consumidores.



Recomendamos