EDICIÓN
| INFODRON | INFOESPACIAL | MUNDOMILITAR | TV

Antártica

Argentina instalará una estación satelital en su base antártica más próxima al polo sur

El convenio que se firmó implica que la Conae proveerá los sistemas de antenas y las capacidades necesarias para su operación; el Cocoantar asegurará el despliegue y sostén logístico permanente de la actividad científica antártica; y la Semas, por medio de la Dirección Nacional del Antártico (DNA) y el Instituto Antártico Argentino (IAA), realizará la programación, planeamiento y coordinación de la actividad para asegurar la aplicación de las normas de protección ambiental del proyecto.Una antena ya instalada en Marambio La Conae ya tiene presencia en la Antártida, en la Base Marambio, con una antena de 2,1 metros, donde se descargan datos satelitales que son mayormente utilizados por el Servicio Meteorológico Nacional y que se comparten con la Organización Mundial de Meteorología. "Ahora el objetivo es tener otras dos antenas que, además de descargar datos de ciencia, brinden servicios de seguimiento, telemetría y telecomando a las misiones satelitales propias o de otras agencias espaciales que mantienen acuerdos con la Conae, como así también podrían proveer apoyo al área de Acceso al Espacio o las distintas etapas de la misión SABIA-Mar, de ser necesario”, explicó Gustavo Rébola, jefe de Unidad de Estaciones Terrenas de la Conae.

Día de la Antártica Chilena: recordando nuestra historia y proyectando el futuro

El 6 de noviembre de 1940, el entonces presidente Pedro Aguirre Cerda, firmó el Decreto Supremo 1747, documento que no solo establecía los límites nacionales, sino que consolidaba el Territorio Chileno Antártico.Este hecho es producto de un proceso mucho mayor, en donde el pensamiento del mismísimo Bernardo O´Higgins ya proyectaba a Chile a aquellos lejanos territorios descubiertos en el siglo XVII por parte de la corona hispana, en la histórica expedición de Gabriel de Castilla quien siguió la ruta trazada por Francisco de Hoces.Diferentes circunstancias llevarían a que este importante territorio nacional fuese postergado, pero sin embargo nunca desapareció de diferentes planteamientos geopolíticos, siendo diferentes misiones navales parte del quehacer en dichos territorios, como es el caso del teniente 2° Alberto Chandler Bannen en comisión en la corbeta Uruguay logrando el rescate de Nordenskjold en 1903, o el más conocido rescate realizado por el piloto 2° Luis Pardo Villalón en 1916 a los miembros de la expedición Imperial Transantártica en isla Elefante.Diferentes comisiones de la Institución se realizarían durante la década de los 20 y 30, sin embargo el impulso dado por el Decreto Supremo mencionado, permitió proyectar en un mediano plazo la permanencia de bases permanentes en el Territorio Chileno Antártico.Es de esta manera que el 6 de febrero de 1947, una comisión de la Armada de Chile, al mando del comodoro Federico Guesalaga Toro, realizó la fundación de la radioestación meteorológica Soberanía, actual base naval antártica Arturo Prat, al mando del teniente primero Boris Kopaitic, primer comandante de la repartición y primer gobernador marítimo de la Antártica Chilena.El comodoro Federido Guesalaga señaló en ese histórico momento “Chile entero nos acompaña y alienta en el cometido de nuestra misión, y nuestros camaradas de armas, a no dudarlo, envidian nuestra buena suerte…”, continúo el oficial “Toca ahora a vosotros, marinos de Chile, por una de las veleidades afortunadas con que el destino suele favorecer, dar cima en el hecho a la inspiración de Dios y de los hombres, permitiéndonos enclavar aquí nuestro pabellón y entonar nuestro himno patrio”.De esta manera Chile a través de su Armada han mantenido una presencia permanente, en donde otras bases se han ido sumando, así como el apoyo permanente al trabajo científico y la participación en diversos rescates realizado, permitiendo por medios de nuestra Institución el sostenimiento logístico fundamental para la soberanía efectiva de Chile en nuestro territorio antártico, cumpliendo los protocolos internacionales y proyectando un trabajo a futuro en una de las regiones, más inhóspitas del mundo, pero con una proyección incalculable.Este 6 de noviembre, la Tercera Zona Naval ya se encuentra desarrollando la Campaña Antártica 2021/2022.