El patrullero Vigía inicia un despliegue de cuatro meses en el golfo de Guinea
EDICIÓN
| INFODRON | INFOESPACIAL | MUNDOMILITAR | TV
Armada >

El patrullero Vigía inicia un despliegue de cuatro meses en el golfo de Guinea

Patrullero de altura Vigía. Foto: Armada española
|

El patrullero Vigía de la Armada española estará hasta el próximo mes de octubre desplegado en la costa occidental de África, principalmente en aguas del golfo de Guinea.

El buque, que zarpó el pasado lunes desde la estación naval de Puntales (Cádiz), participará en el conocido Despliegue Africano, una misión de seguridad marítima que busca reforzar la presencia de España en la región y mejorar las capacidades de los estados ribereños mediante ejercicios conjuntos y actividades de diplomacia de defensa. El Vigía coge el testigo en esta misión del BAM Furor, desplegado en la zona entre marzo y junio.

La misión se encuadrada en el marco de las operaciones permanentes de las Fuerzas Armadas, dirigida por el comandante del Mando de Operaciones (Cmops) y conducida por el comandante del Mando de Operaciones Marítimas (CMOM).

El patrullero Vigía, especialmente diseñado para navegar en alta mar durante periodos prolongados de tiempo y con estados de la mar hasta mar gruesa sin merma de sus capacidades operativas, dispone de una cubierta de vuelo que le permite operar con helicópteros de tamaño medio, un hospital con seis camas y dos embarcaciones semi rígidas.

Durante el despliegue visitará los siguientes puertos: Nuadibú (Mauritania), Praia (Cabo Verde), Lome (Togo), Lagos (Nigeria), Pointe-Noire (República del Congo), Luanda (Angola) y Dakar (Senegal).

El contingente específico para la misión está compuesto por un total de 46 hombres y seis mujeres, entre los que se encuentra la propia dotación del buque, un Equipo Operativo de Seguridad (EOS) perteneciente a Infantería de Marina, y diverso personal comisionado entre los que se encuentran un intérprete, un médico y un instructor de buceo. El comandante del buque es el capitán de corbeta Javier García Monge.

Despliegue Africano

El objetivo principal del Vigía, explica la Armada, será contribuir a la seguridad marítima en aguas de África Occidental y el golfo de Guinea, que resulta fundamental para el transporte de recursos hasta España. “El incremento de la piratería y de actos de robo en la mar supone un importante riesgo para la comunidad pesquera y marítima nacional que opera legítimamente en esta región, constituyendo un potencial elemento desestabilizador”, añade.

Además, esta misión persigue contribuir a la mejora de las capacidades de los países ribereños basándose principalmente en el diálogo y la cooperación militar, realizando actividades a nivel bilateral con los países regionales para incrementar sus capacidades marítimas en la zona, estableciéndose relaciones basadas en la confianza mutua que permiten un incremento de la seguridad marítima internacional.

Para ello, en el marco del Despliegue Africano se empleará al personal de la Armada para asesorar a sus homólogos de las marinas ribereñas en el ámbito de las actividades relacionadas con la Seguridad Marítima (Segmar) y el Conocimiento del Entorno Marítimo (CEM), así como otras áreas básicas como contraincendios, control de averías o buceo.

Características del buque

El Vigía (P-73) es el tercero de una serie de cuatro patrulleros de altura (clase Serviola), construidos por Navantia en Ferrol a principios de los años 90. Fue entregado a la Armada el día 23 de marzo de 1993. Desde entonces, ha navegado más de 424.000 millas náuticas, equivalente a más de 30 vueltas al mundo, permaneciendo en la mar un total de 3.044 días, es decir, más de ocho años.

Tiene una eslora de 68,65 metros, una manga de 10.33 metros y un calado de 3,36 metros. Respecto al armamento, cuenta con un cañón de 3”/50, dos ametralladoras Browning de 12,7 mm y una ametralladora MG-42 de 7,62 mm. También disponde un radar de superficie, un radar de navegación y una cámara electroóptica TV/IR.



Recomendamos