El catedrático catalán Pere Vilanova nuevo director de la División de Asuntos Estratégicos y Seguridad del Ministerio de Defensa
EDICIÓN
| INFODRON | INFOESPACIAL | MUNDOMILITAR | TV
Defensa >

El catedrático catalán Pere Vilanova nuevo director de la División de Asuntos Estratégicos y Seguridad del Ministerio de Defensa

Vilanova2
|

30/07/2008 (Infodefensa.com) - El catedrático catalán Pere Vilanova, politólogo con amplia experiencia internacional, ha sido designado por la ministra de Defensa, Carme Chacón, como director de la División de Asuntos Estratégicos y Seguridad, órgano de nueva creación cuya objetivo es diseñar una nueva política de seguridad y defensa para España.

Frecuente articulista -últimamente, por ejemplo, escribía regularmente en el blog "El Mapa del Mundo" del diario Público-, Vilanova es catedrático de Ciencias Políticas y Administración y licenciado en Filosofía Contemporánea por la Universidad de Barcelona.

Su tesis doctoral, titulada ‘El Ejército y el poder político en la España contemporánea', fue calificada con sobresaliente cum laude por unanimidad, y en los últimos años ha escrito libros y análisis sobre conflictos armados -sobre todo la guerra en Bosnia-Herzgovina- y asuntos internacionales (Orden y desorden a escala global, Madrid, editorial Síntesis, 2006).

"Vivimos en un mundo cada vez más complicado y desordenado, en el que la competición por el poder adopta formas cada vez más rudas, más descarnadas -ha escrito recientemente-. Por ello, estamos ante una creciente sensación de desorden global que merece ser explorada de manera racional. Por un lado estamos asistiendo a una serie de reajustes geopolíticos a escala mundial. Por otra parte, la multiplicación de formas de poder, más allá de sus acepciones tradicionales, viene acompañada de la demostración de que su grado de eficiencia es muy diferente según los casos. Así hay que entender la demostración -el 11 de septiembre de 2001- de que las formas tradicionales de poder no sirven para neutralizar ataques de tal envergadura, ni tampoco para diseñar políticas de respuesta adecuadas".

Además de la tarea docente desempeñada en la Universidad de Barcelona, Vilanova cuenta con una amplia experiencia como asesor y observador internacional. Así, fue asesor jurídico en la Administración de la Unión Europea en Mostar, Bosnia-Herzegovina (EUAM) en 1996; consejero internacional de la Oficina del Alto Representante en Bosnia-Herzegovina, desde 1998 hasta 2000; asesor internacional (designado por el entonces enviado especial de la UE, Miguel Ángel Moratinos) de la Autoridad Nacional Palestina, desde 2002 a 2005; observador de la UE en las Elecciones Legislativas en Indonesia en 2004, y de la OSCE en las Elecciones de Kazajstán en 2005; así como miembro de diversas misiones exploratorias en Elecciones en Palestina (2004-2006), Haití (2005) y Albania (2007).

Guerra y paz

Vilanova ha reflexionado ampliamente en los últimos años sobre la gestión de conflictos en el mundo actual. En enero pasado con motivo de la presentación del libro "La Guerra y la Paz" de Charles-Philippe David en FRIDE, afirmó, por ejemplo, que el debate sobre la paz y la guerra es "un problema difícil de abordar desde siempre, asentado en un terreno poco empírico y más bien especulativo, pues la paz pertenece a una categoría de valores ideales, como los de igualdad, justicia o libertad, que si bien constituyen el horizonte programático de todas las sociedades humanas, son poco susceptibles de investigaciones empíricas medibles".

"No hay una tipología de paces, justicias o igualdades realmente existentes, y que podamos comparar entre sí, como quien compara sistemas políticos o modelos electorales -explicó-. Paz y guerra no son fenómenos comparables, de hecho tienen una relación especulativa. Es mucho más fácil definir la guerra, como es mucho más fácil definir qué es la injusticia, o la privación de libertad, que sus contrarios. Y una previsión empírica poco arriesgada: el siglo XXI tampoco conocerá la Paz, conocerá conflictos armados de diverso tipo, algunos procesos de negociación, pacificación relativa de algunos procesos violentos, etcétera".

El catedrático es buen conocedor de toda la evolución política ocurrida en los Balcanes y concretamente en Bosnia-Herzegovina, donde ha estado destinado y visitado en diversas ocasiones. En este sentido y en un artículo escrito hace unos años sobre el conflicto (La guerra de Bosnia-Herzegovina: tres lecciones y una conclusión), Vilanova se preguntaba si era posible mantenerse neutral después de comprobar atrocidades como la de Srebrenica. "permítanme acabar con una distinción entre términos que a veces se usan erróneamente como sinónimos. No se puede ser neutral, pero se debe ser imparcial, y ¿cuál es la diferencia? En un conflicto, en una guerra, el neutral no se mete, no toma partido, se inhibe, cierra sus fronteras, hace negocios con todos o con alguno o con ninguno, se prohíbe a sí mismo cualquier pronunciamiento político o moral. El sujeto imparcial es el que analiza los hechos, escucha a las partes, sopesa los argumentos, evalúa las exigencias morales, y "toma partido". El (buen) juez, cuando ejerce su jurisdicción, no es neutral, es imparcial, pues al final toma partido y castiga al culpable. El (buen) árbitro de fútbol, si le dejan, ha de ser imparcial. Si fuera neutral, no señalaría ninguna falta, de hecho no saltaría al terreno de juego".

Irak y Aznar

Durante la polémica guerra de Irak y el derrocamiento de Sadam Husein, Vilanova no tuvo reparos en criticar abiertamente la decisión del entonces presidente del gobierno español José María Aznar de respaldar firmemente al presidente estadounidense George Bush en la contienda y advirtió, antes de las elecciones presidenciales de 2004, que estaba haciendo el "ridículo" por oponerse a la opinión pública española.

En un artículo publicado en el portal Open Democracy, el profesor catalán resaltaba que en España existía "una larga tradición de suspicacia" hacia Estados Unidos y recordaba que estaba asentada desde finales del siglo XIX cuando ya Washington utilizó una excusa (el hundimiento del Maine) para iniciar una guerra contra España y apoderarse de sus colonias.

"El escepticismo hacia la política exterior norteamericana quedó reforzada por el recuerdo del apoyo estadounidense a la dictadura de Franco durante tres décadas y hasta su muerte en 1975 (...) Entre 1945 y 1975 (cuando murió Franco), nuestra percepción fue siempre que no le importó nada a la política exterior de EEUU la democracia española ni el pueblo español".

En una nota más personal, Vilanova ha recordado en varias ocasiones su experiencia familiar como elemento formativo de su carácter y posicionamiento político: "Ante todo, como hijo y nieto de refugiados de una guerra civil, es hijo sobre todo del siglo XX, aunque de momento haya llegado a vivir en el siglo XXI. Hijo y nieto de refugiados quiere decir, en sentido estricto, que su padre, su madre, los padres y madres de éstos, y un muy amplio número de parientes laterales pasaron por el exilio por razones políticas y como consecuencia de una guerra. De modo que los hijos del autor, dos, son hijos, nietos y biznietos de refugiados, en este caso por partida doble, puesto que no sólo el autor sino también su pareja tienen idéntica trayectoria. Son, pues, muchos años y kilómetros de exilio, que dan una visión cosmopolita del mundo, facilitan el aprendizaje de idiomas y, en este caso, vacunan contra cierto tipo de ideologías".

Dependiente de la Secretaria General de Política de Defensa, actualmente en manos del también catalán Luís Cuesta, la División de Asuntos Estratégicos y de Seguridad, tal y como establece el Real Decreto 1126/2008, de 4 de julio, por el que se desarrolla la estructura básica del Ministerio de Defensa, tiene como finalidad potenciar los órganos encargados del estudio y valoración de todos los asuntos relacionados con la política de seguridad y defensa, así como el impulso y desarrollo de las acciones necesarias para potenciar el pensamiento estratégico en el ámbito del Ministerio de Defensa.

Recientemente el profesor Vilanova ha dirigido un grupo de investigación del Instituto Universitario Gutiérrez Mellado que elaboró un informe titulado "Revisando el concepto de seguridad: los debates en torno a las reformas de las Naciones Unidas. Una perspectiva europea". Para consultarlo puede descargarse el dpf adjunto.



Recomendamos

Lo más visto