menú responsive
AMÉRICA | Armada
-/5 | 0 votos

Afirma que el crucero permaneció a la espera del pedido de auxilio

La propietaria del Resolute niega la versión de Venezuela y denuncia una agresión del Naiguatá

BVL Naiguatá. Foto: Navantia

BVL Naiguatá. Foto: Navantia

02/04/2020 | La Spezia (Italia)

Andrea Guidugli

La empresa propietaria del RCGS Resolute, Columbia Cruise Services (CCS), ha negado la versión de la Armada de Venezuela sobre el incidente que provocó el hundimiento del buque BVL Naiguatá. Según la compañía, el navío venezolano habría colisionado deliberadamente contra el crucero.  

En un comunicado la empresa relata que "en las primeras horas de la mañana del 30 de marzo de 2020, el crucero RCGS Resolute ha sido objeto de un acto de agresión por parte de la Armada venezolana en aguas internacionales, a unas 13.3 millas náuticas de la Isla de Tortuga con 32 miembros de la tripulación y sin pasajeros a bordo".

De acuerdo a la versión de CCS, el Resolute se encontraba a la deriva en aguas internacionales realizando el mantenimiento del motor principal de estribor cuando, poco después de la medianoche, "el crucero fue abordado por un buque de la Armada venezolana, que por radio cuestionó las intenciones de la presencia del RCGS Resolute y dio la orden de seguir a Puerto Moreno, en la Isla de Margarita”.

La compañía sostiene que, mientras el capitán del crucero intentaba confirmar la solicitud, hubo disparos de pistola instantes previos a que el buque venezolano se acercara por estribor a una velocidad de 135° y colisionara contra el Resolute. CCS afirma que "el buque de la armada continuó golpeando la proa de estribor en un aparente intento de girar la cabeza del barco hacia las aguas territoriales venezolanas".

La empresa explica que su navío "sufrió daños menores" que no afectaron la navegabilidad del barco, pero que el BVL Naiguatá resultó gravemente perjudicado "al hacer contacto con la proa bulbosa del crucero" y comenzó a hundirse.

CCS asegura que el Resolute "permaneció durante más de una hora cerca de la escena" en contacto con el Centro de Coordinación de Rescate Marítimo (MRCC) de Curazao. Sin embargo, afirma, todos  los intentos de contactar con el Naiguatá quedaron sin respuesta y, sólo después de recibir la orden del MRCC, reanudó su marcha rumbo al Puerto de Willemstad (Curazao), donde aún permanece.

Desde la compañía dicen que se llevará a cabo una investigación completa de las circunstancias que rodearon el incidente.

 © Information & Design Solutions, S.L. Todos los derechos reservados. Este artículo no puede ser fotocopiado ni reproducido por cualquier otro medio sin licencia otorgada por la empresa editora. Queda prohibida la reproducción pública de este artículo, en todo o en parte, por cualquier medio, sin permiso expreso y por escrito de la empresa editora.

ENVÍO DE LA NOTICIA A UN AMIGO
Correo electrónico
Tu nombre
Mensaje