La Armada da de baja el 25 por ciento de los cazas Harrier por los recortes
EDICIÓN
| INFODRON | INFOESPACIAL | MUNDOMILITAR | TV
Armada >

La Armada da de baja el 25 por ciento de los cazas Harrier por los recortes

Harrier
|

(Infodefensa.com) Madrid – La Armada española se ha visto obligada a dar de baja una carta parte de su flota de cazas de despegue vertical Harrier como consecuencia de los recortes presupuestarios del Ministerio de Defensa, al igual que hizo hace unos días el portaaviones Príncipe de Asturias, el único que disponía activo Cuatro de los 16 Harrier de despegue corto y aterrizaje vertical (STVOL) quedarán fuera de servicio, ante la falta de fondos para modernizarlos y el alto coste de su mantenimiento, informa el diario El País. Se trata de los aparatos más antiguos, los cuatro Harrier AV-8B que no habían sido transformados a la versión AV-8B Harrier II Plus que incorpora un radar más moderno, entre otras mejoras. La modernización de estos aviones fue adjudicada en 2008 a EADS Defense and Security España por un valor de 11,5 millones de euros. La flota quedará así reducida a 12 unidades (más una de entrenamiento) cuya vida operativa está previsto que concluya en 2020. La opción del F-35 estadounidense A partir de entonces, España debería comprar un sustituto si quiere seguir contando con aviación embarcada, lo que no está garantizado, pues el único candidato hoy por hoy es el F-35 Joint Strike Fighter, en cuyo programa de desarrollo no participa. Los dos usuarios del Harrier además de España Estados Unidos y Gran Bretaña- ya se han decidido por el F-35 que fabrica la estadounidense Lockheed Martin que diseña dos modalidades, la C, de despegue convencional y la B, de despegue vertical. Italia, como otros países con portaaviones pequeños, también se ha inclinado ya por la adquisición del F-35B para equipar su futuro portaaviones Cavour. Ya en 2009, la compañía estadounidense Lockheed Martin declaró a un grupo de periodistas españolas a los que trasladó a su factoría de Forth Worth (Texas, EEUU) que el F-35B debía ser el sustituto natural de los Harrier españoles. Desde entonces, sus directivos han intentado que España se incorporara a la fase de desarrollo del nuevo caza de quinta generación sin éxito hasta ahora. Algún han querido entender que los distintos Gobiernos españoles no se hayan decidido por esta opción a la espera de que pudiera aparecen una solución europea –especialmente EADS- algo que ahora parece poco posible. La Armada española en un documento sobre las líneas general que debía marcar su futuro de 2007 firmado por el entonces general jefe Sebastián Zaragoza, ya se mostró a favor de abordar la sustitución de los aviones Harrier con el F-35 de una manera conjunta con el Ejército del Aire y calculó que necesitaría unas 20 unidades. Reabastecimiento en vuelo También el Ejército del Aire corre el riesgo de perder una de sus principales capacidades: el reabastecimiento estratégico en vuelo. Uno de los dos Boeing 707 que cumplía esta función ya ha sido dado de baja y el otro debería serlo en dos años. La Fuerza Aérea dispone de cinco Hércules KC-130 para reabastecimiento, pero sus prestaciones no son comparables a las del B-707. La solución es comprar dos aviones cisterna Airbus 330, pero cada uno cuesta unos 200 millones y hasta ahora no hay presupuesto, agregó el mismo periódico.



Recomendamos