Suiza quiere obuses autopropulsados Archer de BAE o RCH 155 de KMW
EDICIÓN
| INFODRON | INFOESPACIAL | MUNDOMILITAR | TV
Industria >

Suiza quiere obuses autopropulsados Archer de BAE o RCH 155 de KMW

Los dos modelos ya están en la lista corta para sustituir los M109 desarrollados por EEUU con los que actualmente cuenta el país
Obus autopropulsado RCH 155. Foto KMW
Obús autopropulsado RCH 155. Foto KMW
|

Los futuros obuses autopropulsados de las Fuerzas Armadas de Suiza serán fabricados por la firma británica BAE Systems o la alemana Krauss-Maffei Wegmann (KMW). La Oficina Federal de Adquisiciones de Defensa de Suiza (Armasuisse) ha seleccionado a estas dos compañías como las dos finalistas para dotar al país del sistema Archer, si la elegida es la primera empresa, o bien del RCH 155, si la ganadora finalmente resulta la segunda.

El arma que resulte elegida, lo que previsiblemente se conocerá en 2026 después de un periodo de intensas pruebas en 2023 y 2024, sustituirá al actual inventario de sistemas M109L47 Kawest con los que cuenta Suiza. Se trata de una variante del obús autopropulsado de desarrollo estadounidense M109A1 de 155 mm, de la misma familia de los M109A2 con los que opera la Infantería de Marina española y los M109A5 del Ejército de Tierra español, entre otros usuarios.

En una pieza publicada por Defense Brief se recuerda que los M109 concluirán su vida operativa a principios de la década de 2030, por lo que deben ser reemplazados por otro sistema más moderno. De ahí el proceso abierto por Suiza en 2017 y que ahora ha dejado una lista corta con los dos modelos citados de BAE System y KMW.

El Archer preseleccionado se corresponde con la versión sobre plataforma 8x8 de esta arma de la actual BAE Systems Bofors AB, con sede en Suecia. Mientras que el RCH 155 puede montarse sobre dos plataformas posibles, o bien el 8x8 Boxer del consorcio Artec, formado por las alemanas KMW y Rheinmetall, o bien un Piranha 8x8, de la suiza Mowag, ahora parte del grupo estadounidense General Dynamics.

Alcance de disparo de 40 kilómetros

El Archer está en servicio en las Fuerzas Armadas suecas, y también ha sido evaluado por el Ejército de Estados Unidos, de acuerdo con la fuente. El fabricante asegura que necesita menos de 30 segundos desde el momento en que los operadores reciben una orden de disparo para detener el vehículo, posicionarse para la acción y disparar el primer proyectil. Otros 30 segundos después, el sistema es capaz de estar en movimiento de nuevo. Sus operadores controlan toda la operación sin necesidad de salir de su cabina blindada. Un equipo típico para operar con el sistema consiste en el comandante de armas, el operador de armas y el conductor. El sistema, que puede alcanzar objetivos a hasta 40 kilómetros de distancia con munición convencional y de 60 kilómetros si se trata de proyectiles guiados de precisión, está concebido para ser transportado en aviones C17 y A400M.

Obu00fas auopropulsado Archer. Foto BAE Systems

El RCH 155, por su parte, es un obús de control remoto de 155 mm que puede disparar nueve proyectiles por minuto con un alcance igualmente de 40 kilómetros con munición estándar, si bien puede llegar a los 54 kilómetros empleando munición de muy largo alcance (VLAP). Su tripulación se reduce a dos personas, un conductor que también hace las tareas de operador y un comandante. 



Recomendamos


Lo más visto