menú responsive
ESPAÑA | Armada
-/5 | 0 votos

Lucha contra el terrorismo en el Mediterráneo

El submarino Tramontana se une a la operación Sea Guardian de la OTAN

Salida del submarino Tramontana hacia la operación Sea Guardian. Foto: Emad

Salida del submarino Tramontana hacia la operación Sea Guardian. Foto: Emad

08/11/2020 | Madrid

El submarino Tramontana (S-74) de la Armada española ha zarpado de su base en Cartagena para integrarse durante más de un mes en la operación Sea Guardian de la OTAN en el Mediterráneo.

El submarino estará desplegado, bajo el control operativo del Mando de Operaciones, durante las próximas semanas en esta operación aliada, explica el Estado Mayor de la Defensa (Emad). Es la cuarta vez que este submarino, que recibe su nombre del viento frío y turbulento de componente norte que sopla en las costas del noreste español -la tramontana-, participa en esta operación desde que comenzó hace ya cuatro años.

Tiene su base en el Arsenal de Cartagena, es el cuarto de la serie S-70 de diseño francés y lleva al servicio de España desde el año 1984. Su dotación está formada por 64 hombres y mujeres.

El Tramontana es uno de los dos submarinos que en la actualidad tiene en servicio la Armada española y el único operativo. El otro, el Galerna (S-71), afronta la recta final de su quinta gran carena. La Flotilla de Submarinos contará con esta dos unidades hasta finales de 2022, cuando está prevista la entrada en servicio del primer submarino de la serie S-80, el Isaac Peral.

Con la discreción y el sigilo que los caracteriza, los submarinos son capaces de realizar tareas de vigilancia sin ser detectados y de esta manera, localizar e identificar buques sospechosos de dedicarse a actividades ilegales. “La integración del Tramontana pone de manifiesto el compromiso que las Fuerzas Armadas españolas tienen con la OTAN en el mantenimiento de la seguridad marítima”, destaca el Emad.

Operación Sea Guardian

 

La Sea Guardian es una operación de la OTAN que tiene como objetivo el conocimiento del entorno marítimo para disuadir y luchar contra el terrorismo, así como mitigar el resto de amenazas.

Se trata de una operación flexible, que puede cubrir toda gama de tareas de seguridad marítima, si así lo solicita el Consejo del Atlántico Norte, como son mantener la libertad de navegación, llevar a cabo la interdicción marítima, luchar contra la proliferación de armas de destrucción masiva y proteger la infraestructura crítica.

 

 

© Information & Design Solutions, S.L. Todos los derechos reservados. Este artículo no puede ser fotocopiado ni reproducido por cualquier otro medio sin licencia otorgada por la empresa editora. Queda prohibida la reproducción pública de este artículo, en todo o en parte, por cualquier medio, sin permiso expreso y por escrito de la empresa editora.

ENVÍO DE LA NOTICIA A UN AMIGO
Correo electrónico
Tu nombre
Mensaje