Transformación digital para todos
EDICIÓN
| INFODRON | INFOESPACIAL | MUNDOMILITAR | TV
Firma invitada >

Transformación digital para todos

Big data
|

Ciertamente, tratar esto en una web profesional especializada en temas de defensa, entre ellos, la propia transformación digital de la Defensa, es casi una provocación, pero de mi participación y atención en varios foros relacionados con el tema, y, sobre todo, de los intercambios de opiniones y conversaciones con otros participantes, y en mis círculos de amistad, me ha animado a ello, solo pretendo que el gran público, no el profesional dedicado, sino aquel que lee constantemente estas páginas y no está ducho en los temas, conozcan los fundamentos básicos de la transformación digital, y el porqué de todo esto que está siendo el núcleo de la transformación de nuestra sociedad, de la industria en general, de la de defensa en particular y de los futuros sistemas militares.

Antes de continuar, quisiera destacar que la transformación digital debiera comenzar realmente con una transformación de procesos que incluye algo más importante que lo meramente tecnológico, que es la transformación humana, es decir, la adaptación de los humanos a la nueva realidad digital, el que los humanos entiendan que sus tareas en sus puestos de trabajo va a cambiar radicalmente para trabajar conjuntamente con robots, pues ese es el verdadero reto de la transformación digital, adaptar al humano a esa realidad, lo demás, lo que vamos a ver ahora, son las herramientas.

Las definiciones y conceptos que a continuación siguen son una mezcla de contenidos de páginas web genéricas abierta, con una aportación personal para mayor aclaración y énfasis.

Es la “transformación digital” “el proceso de cambio asociado con la aplicación de tecnologías digitales en todos los aspectos de la sociedad humana”.

Quizás, una definición más apropiada para este foro es, “la aplicación de capacidades digitales a procesos, productos y activos para mejorar la eficiencia, mejorar el valor para el cliente, gestionar el riesgo y descubrir nuevas oportunidades de generación de ingresos”.

Las bases son las “tecnologías digitales”, las tecnologías que impulsan la necesidad de la transformación digital y respalda la digitalización de una organización.

¿Cuáles son las tecnologías digitales?

-La computación en nube, que le otorga a la organización un acceso más rápido al software que necesita, nuevas funcionalidades y actualizaciones, además de almacenamiento de datos, y le permite ser lo suficientemente ágil como para transformarse.

-La tecnología de información, que permite a una organización enfocar su inversión de talento y el dinero destinado a investigación y desarrollo en soluciones personalizadas que respalden sus requisitos y los procesos que lo diferencian en el mercado.

-Las plataformas móviles, que permiten que el trabajo se realice donde sea y cuando sea.

-El machine learning y las tecnologías de inteligencia artificial que brindan a las organizaciones conocimientos para tomar decisiones más precisas sobre ventas, marketing, desarrollo de productos y otras áreas estratégicas.

Otras tecnologías que impulsan la transformación empresarial son blockchain, realidad aumentada y realidad virtual, redes sociales e internet de las cosas (IoT).

Pero todo esto requiere una gran acumulación y manejo de datos, los macrodatos, el big data, la inteligencia de datos, los datos a gran escala, que precisan de aplicaciones informáticas no tradicionales de procesamiento de datos para tratarlos adecuadamente.

Todo ello unido, llevaría a una transformación digital completa que reduce los procesos que una empresa hace o podría hacer en la actualidad, automatizando el trabajo que la gente realiza y convierte el proceso en software. Lo que queda son los datos.

Como decía, todo lo aquí citado hasta ahora, conocido y publicado por diversos autores, es a su vez la base que ahora, no solo afecta a la industria, sino a la sociedad en general, y que lejos de su entendimiento, básicamente sirve para que los procesos en general de las organizaciones e instituciones sean más rápidos, más sencillos, más fiables precisos y seguros, más eficientes, y más económicos.

Rápidos, pues las capacidades actuales nos proporcionan una enorme velocidad en la gestión de lo que se necesita.

Sencillos porque las mismas tecnologías hacen que la herramienta y los interfaces de gestión así lo sean.

Fiables, precisos y seguros, pues lo programas, herramientas, aplicaciones etc, así lo exigen.

Eficiente, pues la aplicación de la transformación digital en los procesos de las organizaciones e instituciones, hacen que la gestión y el seguimiento sean más eficaces.

Económico pues el tiempo se acorta, los riesgos disminuyen, ambos, cliente y organización tienen más valor, y la producción se puede multiplicar.

Pero ¿qué supone esto para una organización que no haya efectuado esa transformación?

1. Adaptarse desde el punto de vista de las tecnologías de la información (IT). Nuevos servidores y redes, nuevos terminales, nuevas herramientas, programas, licencias, etc. Formación o contratación de personal experto.

2. Adaptación a la seguridad y la protección de sus datos, herramientas y gestiones: ciberseguridad. Formación o contratación de personal experto.

3. Adaptación a un mundo hiperconectado. Trabajo donde y cuando sea.

4. Adaptación de herramientas robóticas con Inteligencia Artificial con modelos de machine learning, realidad virtual y realidad aumentada que facilite los procesos.

Dicho todo esto permítanme un ejemplo ficticio de transformación que creo que útil para el fundamento del artículo, una transformación digital para todos:

Antes mi empresa era un analógico fabricante de caramelos. Todos mis procesos los llevaba tradicionalmente, hacía caramelos de sabores en cinco formatos diferentes. Mi fábrica era un horno, una máquina modeladora y de corte, una selectora, almacenadoras y envasadoras de producto individual y de granel, todas programadas y manejadas manualmente. Las materias primas se solicitaban en las oficinas analógicamente y entraban en fábrica según pedidos y stocks. Los pedidos se llevaban a cabo también analógicamente. Finalmente, la entrega de pedidos al cliente se llevaba a cabo con transporte convencional de la empresa y los pagos a través de procedimientos también convencionales.

El mantenimiento de mi maquinaria era preventivo y correctivo, y el stock de repuestos era el proporcionado por el fabricante.

Pero hoy, ahora, mi fábrica es inteligente, todas las máquinas son automáticas, robotizadas y están conectadas mediante nuevas tecnologías de modo que cada una de ellas actúa según un proceso coherente de acuerdo con un modelo de comunicación de forma que manufactura por completo lo que le corresponde del producto que se solicita mediante comunicación digital directa con el cliente, estando a su vez conectados digitalmente con los proveedores de manera que se solicita producto automáticamente cuando el stock disminuye de un porcentaje determinado. El envasado, embalaje y preparación para la entrega se lleva a cabo de forma robótica inteligente según cliente y tipo de transporte. La entrega, es llevada a cabo mediante procesos ordenados de interconexión entre la empresa, el transportista y el cliente.

Ahora la logística y el sostenimiento, están totalmente automatizados mediante programas de gestión logística de forma que los almacenajes, gestión de stocks y la logística de transporte y entrega están totalmente automatizados, pero es que además, el mantenimiento de toda la fábrica y unidades auxiliares está apoyada en modelos digitales que incluyen los tres tipos de mantenimiento, el correctivo, el preventivo, y ahora con herramientas de machine learning e IA con realidad virtual y aumentada, también el mantenimiento predictivo y la gestión de stocks.

Y aquí sale el tema del modelo digital, un modelo formado por el gemelo digital que representa a todos los elementos de mi fábrica y que reporta continuamente sin descanso a mis proveedores del estado de mi maquinaria y elementos auxiliares a través del hilo digital, por el que estamos permanentemente conectados y que me ofrece una gestión del mantenimiento completo supervisado y ayudado durante todo su ciclo de vida (PLM).

Apliquen este sencillo ejemplo a cualquier industria, empresa, organización o institución, los resultados llegan y son óptimos.

Dicho todo esto, y de nuevo dirigiéndome al gran público, creo que la transformación digital no es una quimera, ni algo confuso del futuro, ni algo lejano solo para la industria, va a ser una necesidad para toda la sociedad. Es lo que al principio trataba como la adaptación o transformación humana.

Ya muchos, aunque no lo sepan, están en ello, ordenadores, tablets y móviles, etc, pero seguimos en el camino y ya mucha gente está integrada en el proceso de transformación de nuestras oficinas, nuestros electrodomésticos, instalaciones, vehículos, sistemas, gestión de ventas y compras, etc, todo ello junto a lo domótica, nos llevará a un mundo hiperconectado que además de eficiente, se pretende que sea mejor.




Recomendamos


Lo más visto