EEUU quiere vehículos robot para abrir brechas en el campo de batalla
EDICIÓN
| INFODRON | INFOESPACIAL | MUNDOMILITAR | TV
Sistemas >

EEUU quiere vehículos robot para abrir brechas en el campo de batalla

El Ejército norteamericano busca nuevas soluciones por control remoto para hacer el trabajo “más peligroso” en la zona de combate
Vehículo de apertura brechas (ABV) del Ejército de Estados Unidos. Foto US Army
Vehículo de apertura de brechas (ABV) del Ejército de Estados Unidos. Foto US Army
|

La firma estadounidense de sistemas robóticos y navegación autónoma Cybernet ha sido contratada por el Ejército de Estados Unidos para dotar a sus vehículos de asalto rompedores (ABV) de la capacidad de maniobrar sin tripulación. Se trata de una solución de control remoto que deberá contar con un primer prototipo en un plazo de entre un año y medio y dos años.

De este modo, de acuerdo con el oficial ejecutivo del programa del Ejército para apoyo de combate y apoyo de servicio de combate, el general Luke Peterson, será posible operar con un nuevo “vehículo de ingeniería de combate con seguimiento completo diseñado para atravesar campos minados y obstáculos complejos”. Según el general de brigada Peterson, este tipo de escenario supone “uno de los mayores riesgos y amenazas para nuestros soldados en la actualidad".

El cronograma del proyecto recoge que en el último trimestre de 2023, dentro de un año por tanto, el Ejército podrá revisar el diseño preliminar de los prototipos propuestos. Y, si no se producen contratiempos, la entrega de estas unidades modelo se producirán durante el segundo trimestre de 2024.

El Ejército de Estados Unidos comenzó en mayo de 2019 a desarrollar conceptos de vehículos ABV robóticos, recuerda Defense News. El portal estadounidense explica que el Cuerpo de Marines ha logrado controlar dos vehículos robóticos desde un tercero de mando de modo que han logrado abordar obstáculos en lo alto de una meseta desértica.

El primero de estos ABV limpió la zona de minas abriendo un camino por el que el segundo pudo trabajar en la eliminación de una trinchera de carros de combate para permitir el paso de una fuerza de asalto hacia una ubicación enemiga. La prueba demostró que los vehículos robóticos pueden realizar la misma operación que si fuesen plataformas tripuladas en un tiempo similar.

Nuevo concepto de GDLS

Con estos ejercicios se ha evaluado cómo utilizar estas capacidades robóticas y protegerlas, cómo evitar que el enemigo las detecte, cómo extraerlas del teatro de operaciones si se averían y cómo debe ser el vehículo para que resulte prescindible, en caso de tenerlo que abandonar en el campo de batalla, añade la fuente.

El medio norteamericano recuerda que en el encuentro anual Ausa, organizado por la Asociación del Ejército de Estados Unidos para promover el mercado de ese país, la compañía local General Dynamics Land Systems presentó su nuevo concepto TRX Breacher, un demostrador de tecnología robótica de 10 toneladas pensado para ejecutar las misiones más tediosas, sucias y peligrosas, de acuerdo con la información de la empresa. 



Recomendamos


Lo más visto