menú responsive
ESPAÑA | Defensa
-/5 | 0 votos

Jornada entre CDTI y Defensa en Madrid

España ultima su plena integración en el programa FCAS


El CDTI y el Ministerio de Defensa se reúnen para ultimar los detalles del programa FCAS


23/12/2019 | Madrid

B. Carrasco

España tiene previsto culminar en los primeros meses de 2020 el proceso gradual de integración en el programa Futuro Sistema Aéreo de Combate (FCAS, en sus siglas en inglés), después de la firma el pasado mes de junio del acuerdo marco con Francia y Alemania en París. Representantes del Ministerio de Defensa anunciaron recientemente en una jornada en la sede del CDTI en Madrid con empresas y centros tecnológicos los siguientes pasos a dar en este proyecto. 

El proyecto consta de siete pilares: avión de nueva generación, motor, nube de comunicaciones, laboratorio de simulación, tecnologías de baja visibilidad (Elot), operadores remotos y sensores. La nube de comunicaciones y la conectividad será una de las grandes novedades y de los retos para obtener al final un avión de sexta generación.

El calendario actual marca que antes de final de año, siempre que se resuelvan los trámites administrativos, España rubricará su entrada en el estudio de concepto conjunto. Este contrato industrial, conocido como Implementation Arrangement 1 (IA1), ya fue firmado por Francia y Alemania el pasado mes de octubre. A continuación, el próximo mes de enero, franceses y alemanes rubricarán el contrato IA2 que incluye los demostradores tecnológicos de los cinco primeros pilares: NGF -plataforma-, motor, nube de combate, remote carriers y laboratorio de simulación. España, por su parte, entrará en este segundo acuerdo a finales del mes de abril.

Estos dos acuerdos de implementación darán paso a una fase en la que los tres países estarán al mismo nivel. En los sucesivos IA, España se unirá como un socio más desde el principio con una negociación a tres. El próximo -IA3- está previsto para mediados de 2020 e incluirá los dos demostradores tecnológicos de los pilares restantes: sensores y Elot o tecnologías de baja visibilidad.

Hay que recordar que con la firma del acuerdo marco en Paris Air Show, España se sumó a un tren en marcha. Alemania y Francia ya llevaban trabajando algo más de un año en el proyecto. En junio de 2018, sellaron una carta de intenciones para hacer realidad el programa que sustituirá a las actuales flotas de aviones de combate a partir de 2040.

Oficina en París

 

Los tres países han creado una oficina conjunta del proyecto que tendrá su sede en París, puesto que Francia es el país líder del programa. La oficina contará con dos divisiones principales: programas y operaciones; a lo que hay que sumar un grupo de expertos que tratarán temas concretos como la exportación o la seguridad. Lidera por un francés, a partir de enero cuatro españoles entrarán a formar parte de la misma en puestos de alta responsabilidad. 

Avances en España 

 

En España, Indra fue nominada el pasado mes de septiembre para coordinar a la industria y trabaja desde entonces junto con la DGAM en la configuración del esquema industrial en el que ya está confirmado que estarán empresas como Airbus, Tecnobit, Sener, ITP o GMV, entre otras. 

Mientras tanto, ya existe una oficina permanente de seguimiento industrial en la DGAM que estudia la mejor fórmula para incluir en el programa a la industria nacional. La idea es que España pueda liderar o coliderar uno o dos de los pilares tecnológicos.

Este grupo ha elaborado en un Plan Industria y Tecnológico (Planitec) que tiene por objetivo definir las tecnologías de interés para el Ministerio de Defensa y su encaje en un programa colaborativo internacional. También está previsto crear otra comisión de seguimiento industrial que englobe a los demás ministerios e instituciones públicas con intereses en esta iniciativa, como los departamentos de Ciencia, Industria y Hacienda.

El carácter dual de la mayoría las tecnologías que formarán parte de los siete pilares hace que entidades públicas como el CDTI creen también mecanismo de financiación específicos para el FCAS dentro de las ayudas estatales en I+D+i y asesoren a las empresas españolas. El Gobierno ya aprobó una inversión inicial de 110 millones de euros para el estudio conceptual y el lanzamiento de la fase de demostradores tecnológicos.

 

 

© Information & Design Solutions, S.L. Todos los derechos reservados. Este artículo no puede ser fotocopiado ni reproducido por cualquier otro medio sin licencia otorgada por la empresa editora. Queda prohibida la reproducción pública de este artículo, en todo o en parte, por cualquier medio, sin permiso expreso y por escrito de la empresa editora.

ENVÍO DE LA NOTICIA A UN AMIGO
Correo electrónico
Tu nombre
Mensaje