menú responsive
AMÉRICA | Aire
-/5 | 0 votos

Actualización de cinco aviones radar brasileños

La FAB entrega a Embraer el segundo 'Guardián' para su modernización

Vista en corte del E-99

Vista en corte del E-99

09/10/2018 | Belo Horizonte

Roberto Caiafa

La Fuerza Aérea Brasileña (FAB) entregó el pasado jueves (04) la segunda aeronave Guardián E-99 a la Empresa Brasileña de Aeronáutica (Embraer), responsable del proceso de modernización del avión radar.

En total, cinco aeronaves van a pasar por el mismo proceso, que promoverá el desarrollo y la integración plena de los sistemas hasta 2022. La previsión es que la primera aeronave esté lista y sea presentada para la Fuerza Aérea Brasileña en el primer semestre de 2020.

El avión fue preparado para ser transferido del Escuadrón Guardián, 2°/6° GAV, con sede en la Ala 2 en Anápolis (GO), en las instalaciones en Gavião Peixoto (SP). Esta es otra etapa del proyecto desarrollado bajo la responsabilidad de la Comisión Coordinadora del Programa Aeronave de Combate (Copac).

Durante el proceso de modernización se actualizarán el sistema de misión y otros subsistemas relacionados, ampliando las capacidades de la aeronave, que actualmente es empleada en operaciones de control y defensa del espacio aéreo brasileño.

Según afirmó el gerente del Proyecto E-99M, coronel-aviador Carlos Sérgio da Costa Lima, "la modernización contribuirá al empleo más eficiente del poder aeroespacial brasileño. Es necesaria para ampliar el ciclo de vida y elevar la capacidad operativa de la aeronave. Habrá un incremento importante en el alcance radar, la velocidad de procesamiento de las informaciones será mayor, posibilitando la identificación de blancos con más antelación y mejor precisión. Se ampliarán el número de operadores embarcados y de radios. Con la implementación del nuevo sistema de mando y control, se perfeccionará la realización de la misión".

El ámbito de trabajo prevé la realización de varias pruebas en suelo y en vuelo antes de que se complete la modernización, además de la certificación coordinada por el Instituto de Fomento y Coordinación Industrial (IFI).

E-99 Guardián

 

El avión, cuya característica marcada es la antena radar existente en su parte superior, es capaz de detectar blancos aéreos y transmitir esa información a los centros de control en tierra. Estas aeronaves se desarrollaron a partir del jet de transporte regional Embraer-145.

Los E-99 entraron en operación en la FAB en 2002, como parte de las adquisiciones destinadas a componer el Sistema de Vigilancia de la Amazonia (Sivam).

Su radar permite que cumpla misiones de alarma aérea anticipada, incluyendo el control de vuelos de aviones de caza en vuelos de defensa aérea, coordinación de operaciones de búsqueda y salvamento y vigilancia de fronteras.

Sus sensores, ahora en fase de modernización, constituirán el sistema más avanzado y de menor costo para el empleo en misiones de control y alarma en vuelo.

El E-99 es capaz de proporcionar datos de inteligencia precisos en tiempo real sobre aeronaves volando a baja altitud. Cuando los pilotos de caza reciben sus órdenes y parten para las misiones de interceptación, los Guardián ya monitorean el espacio aéreo de la región, visualizando toda el área de operación.

Cualquier pequeño avión operando sin el conocimiento de los órganos de control es monitoreado e identificado por el E-99. La tripulación está habilitada para hacer el control de las aeronaves interceptadoras, conduciéndolas hasta los tráficos desconocidos.

Según el comandante del Escuadrón Guardián, teniente coronel aviador Pedro Gustavo Schmidt Siloto, esas características evidencian la relevancia del proceso de modernización.

Para él, esto permitirá la continuidad de la participación con excelencia de la FAB en misiones aéreas compuestas y de combate a los tráficos ilícitos, actuando con protagonismo en las operaciones interagencias como las Operaciones Ágata y, recientemente, la Operación Óstium.

"Con el advenimiento de la tecnología y de métodos y equipos más eficaces, la modernización de esta aeronave se hace primordial para la actuación decisiva del Comando de la Fuerza Aérea Brasileña. Esta acción permitirá que los ojos del escuadrón se mantengan abiertos y atentos, permitiendo incluso la expansión de sus horizontes. Así, una vez más, la FAB estará al frente de su tiempo, anticipando las necesidades para el mantenimiento de una protección ideal de todos nuestros 22 millones de kilómetros cuadrados", subrayó.

Además, las aeronaves E-99 tienen la capacidad de complementar las señales de los radares de suelo, sirviendo también como una reserva de visualización-radar o de comunicaciones para el tráfico civil, en caso de necesidad o colapso del sistema.

Imágenes: Força Aérea Brasileira / André Hansen de Oliveira / Roberto Caiafa.

 © Information & Design Solutions, S.L. Todos los derechos reservados. Este artículo no puede ser fotocopiado ni reproducido por cualquier otro medio sin licencia otorgada por la empresa editora. Queda prohibida la reproducción pública de este artículo, en todo o en parte, por cualquier medio, sin permiso expreso y por escrito de la empresa editora.

APPS

ENVÍO DE LA NOTICIA A UN AMIGO
Correo electrónico
Tu nombre
Mensaje