menú responsive
AMÉRICA | Empresas
-/5 | 0 votos

Armamento antibuque con alcance más allá del horizonte

Boeing entregará soporte al misil 'Harpoon' de la Armada de Chile

La fragata Almirante Lynch es uno de las seis buques de la Escuadra Nacional que posee misiles Harpoon. Foto: Nicolás García/Infodefensa.com

La fragata Almirante Lynch es uno de las seis buques de la Escuadra Nacional que posee misiles Harpoon. Foto: Nicolás García/Infodefensa.com

28/01/2019 | Valparaíso

Nicolás García

El Comando de Sistemas Aéreos Navales de Estados Unidos (Navair, por su sigla en inglés) entregó a Boeing un contrato de soporte logístico para el sistema de armas Harpoon por un monto de 13,9 millones de dólares.

El contrato comprende servicios de ingeniería, capacitación, instalación y verificación de sistemas y mantenimiento tanto para el sistema de control de lanzamiento del misil integrado en buques, submarinos y aeronaves como para los misiles de las versiones RGM-84 superficie-superficie, UGM-84 disparado desde submarino y AGM-84H/K SLAM-ER (Standoff Land Attack Missile-Expanded Response).

La empresa entregará apoyo a la Armada de Estados Unidos y a los gobiernos de Alemania, Arabia Saudí, Australia, Bahrein, Bélgica, Brasil, Canadá, Chile, Corea del Sur, Dinamarca, Egipto, Emiratos Árabes Unidos, España, Grecia, India, Israel, Japón, Kuwait, Malasia, México, Omán, Países Bajos, Portugal, Qatar, Reino Unido, Singapur, Tailandia, Taiwán y Turquía que poseen en servicio este armamento.

El documento, publicado por el Departamento de Defensa de Estados Unidos, señala que el trabajo se realizará en St. Charles, Missouri, y en instalaciones situadas tanto en el país como en el resto del mundo. El contrato se espera que esté terminado en diciembre de 2021.

Un misil de largo alcance

 

El Harpoon es un arma antibuque con alcance más allá del horizonte desarrollado por McDonnell Douglas (hoy Boeing) que entró en servicio en 1977. Puede ser disparado desde buques, aviones, submarinos y plataformas terrestres. La versión naval tiene una longitud de 3,7 metros, un diámetro de 0,34 metros y una envergadura total de 0,91 metros. Pesa 960 kilos y cuenta con una cabeza de combate de alto explosivo semi-blindado de 221,6 Kg que detona al contacto. Posee una gran precisión y logra un alcance que supera los 120 kilómetros.

La Armada de Chile es el único usuario en América Latina del Harpoon. La institución decidió mantener el Harpoon 1C (RGM-84D) en las cuatro fragatas neerlandesas adquiridas al país europeo en 2004. Esta versión cuenta con modalidad de ataque rozaola y montada rápida y posterior picada (pop up). Su sistema de control de fuego AN/SWG-1A permite programar varios puntos de paso en la trayectoria de vuelo del misil antes del disparo otorgando al buque una mayor discreción durante el ataque.

El Gobierno de Chile adquirió al Reino Unido en 2002 la fragata antisubmarina Type 22 Batch 2 FF-Almirante Williams y en 2005 las fragatas antisubmarinas Type 23 FF-05 Almirante Cochrane, FF-06 Almirante Condell y FF-07 Almirante Lynch. La Marina de Chile optó por incorporar a estos buques el misil Harpoon Block II (RGM-84L), la última versión de este sistema de armas que posee la capacidad de realizar misiones tanto de ataque a tierra como antibuque. El misil dispone de la unidad inercial desarrollada para la munición de ataque directo (JDAM) y componentes del SLAM-ER que permiten discriminar buques en espacios costeros incrementando la capacidad de destrucción del objetivo.

El sistema Harpoon no es el único misil antibuque en servicio en la Escuadra Nacional. La institución, tal como publicó de manera exclusiva Infodefensa.com, reemplazó el Harpoon montado en las fragatas multipropósito clase M FF-15 Almirante Blanco y FF-18 Almirante Riveros por el Exocet MM-40 Block 3 de MBDA. El producto europeo dispone de un sofisticado buscador de blanco con capacidad de contra contra medidas electrónicas (ECCM) que anula los los mecanismos de interferencia electrónica y señuelos de defensa utilizados por el objetivo aumentando de manera exponencial el éxito del ataque.

La irrupción de esta nueva tecnología es un elemento a tener en cuenta ya que la institución deberá dar de baja a mediados de la próxima década las fragatas antiaéreas Clase L FFG-11 Capitán Prat y FFG-14 Almirante Latorre y la fragata antisubmarina FF-19 Almirante Williams, unidades que emplean el sistema de armas Harpoon.

 © Information & Design Solutions, S.L. Todos los derechos reservados. Este artículo no puede ser fotocopiado ni reproducido por cualquier otro medio sin licencia otorgada por la empresa editora. Queda prohibida la reproducción pública de este artículo, en todo o en parte, por cualquier medio, sin permiso expreso y por escrito de la empresa editora.

APPS

ENVÍO DE LA NOTICIA A UN AMIGO
Correo electrónico
Tu nombre
Mensaje