menú responsive
AMÉRICA | Seguridad
-/5 | 0 votos

Coordinada por la Interpol y la Unodc

La PDI participa en la operación Trigger VI contra el tráfico de armas

La operación policial internacional logró incautar cerca de 200.000 armas ilícitas. Foto: PDI

La operación policial internacional logró incautar cerca de 200.000 armas ilícitas. Foto: PDI

08/04/2021 | Santiago

Óscar E. Aránguiz

La Policía de Investigaciones de Chile (PDI) participó en la operación Trigger VI cooordinada por la Interpol y la Oficina de las Naciones Unidas contra la Droga y el Delito (Unodc) para combatir el tráfico de armas en América del Sur.

Como integrante del Comité Ejecutivo de la Interpol, el director general de la PDI, Héctor Espinosa, destacó el esfuerzo conjunto de los 13 países participantes que, en el marco del programa Iarms (base de datos de armas ilícitas) de Interpol, lograron, entre el 8 y 28 de marzo, incautar unas 200.000 armas ilícitas, detener a cerca de 4.000 sospechosos, y obtener información para continuar investigando las redes delictivas y rutas dedicadas al tráfico ilegal.

Según la PDI, en Chile esta labor fue coordinada por detectives de la Oficina Central Nacional (OCN) Interpol Santiago, en conjunto con la Brigada Investigadora del Crimen Organizado Metropolitana (Brico). Como apoyo participaron distintas unidades especializadas del país y el Centro de Análisis Criminal. Además, en su desarrollo, fue importante la coordinación con el Ministerio Público.

La sede central de Interpol informó que al cierre de la operación Trigger VI se contabilizaron más de 4.000 detenidos en 13 países y se recuperaron alrededor de 200.000 armas, piezas, componentes, municiones y explosivos ilegales. En tanto el reporte presentado por la OCN Interpol Santiago, reveló que en Chile se incautaron 80 armas de fuego, dos de las cuales mostraron coincidencias con las registras en la base de datos Iarms de Interpol.

Entre algunos de los resultados destacados se cuentan: La detención, en la ciudad de Viña de Mar de un hombre, de nacionalidad colombiana, quien registraba una orden de captura en su país, siendo buscado por los delitos de fabricación, tráfico y porte de armas de fuego; y la incautación de 23 armas (pistolas, revólveres, escopetas, rifles) y municiones, en la ciudad de Los Andes, en el marco de un operativo donde fueron aprehendidas cuatro personas vinculadas al registro ilegal de armas para su distribución a otras bandas criminales.

Entre la información entregada por Interpol se precisa que en esta operación conjunta, que permitió a los servicios de policía, aduanas, fronteras y de la fiscalía colaborar entre sí, se realizaron 10.000 búsquedas en las bases de datos de Interpol para rastrear armas ilegales y detectar posibles conexiones con la delincuencia organizada.

El director de la PDI también señaló que “la delincuencia organizada transnacional es uno de los flagelos que, necesariamente, debemos combatir mediante la cooperación policial internacional. En particular, el uso de armas se vincula a los principales delitos que más influyen a la percepción de inseguridad de la ciudadanía, por ello, junto con reforzar la coordinación con los organismos policiales y de persecución penal, tanto en nuestra región como en todo el mundo, es relevante aplicar estrategias que se ajusten a la evolución de la criminalidad. En este sentido, como PDI estamos abocados al perfeccionamiento de nuestras técnicas investigativas, al fortalecimiento de las capacidades de nuestro personal y a potenciar el despliegue de detectives, en calidad de agregados policiales. De tal forma que hoy estamos presentes en cuatro de los cinco continentes”.

Los 13 países que participaron en la operación son: Argentina, Bolivia, Brasil, Chile, Colombia, Ecuador, Francia (Guayana Francesa), Guyana, Paraguay, Perú, Surinam, Uruguay y Venezuela.

Ascensos al Alto Mando


Por otra parte, la PDI informó que en el marco del constante proceso de modernización, la institución, consecuente con las facultades que le otorga la Ley N°21.306 aprobada el 31 de diciembre del 2020, la que permite a su director general proponer al presidente de la República, Sebastián Piñera, los ascensos del personal institucional.

En este marco la máxima autoridad del país aceptó la propuesta de ascensos a prefectos inspectores de los siguientes oficiales superiores: prefecto Renato Díaz, jefe nacional de Inteligencia Policial; prefecto Ítalo Rocca, jefe nacional de Criminalística; prefecto Paulo Contreras, jefe nacional de Gestión Estratégica; prefecto Ricardo Gatica, jefe de la Región Policial de Coquimbo.

Asimismo, se aprobó el ascenso a prefecto inspector del oficial superior del Escalafón de Oficiales de los Servicios al prefecto Héctor Cabello como jefe nacional de Recursos Financieros.

 © Information & Design Solutions, S.L. Todos los derechos reservados. Este artículo no puede ser fotocopiado ni reproducido por cualquier otro medio sin licencia otorgada por la empresa editora. Queda prohibida la reproducción pública de este artículo, en todo o en parte, por cualquier medio, sin permiso expreso y por escrito de la empresa editora.

ENVÍO DE LA NOTICIA A UN AMIGO
Correo electrónico
Tu nombre
Mensaje