menú responsive
MUNDO
-/5 | 0 votos

Principal cliente de la industria de defensa española

Australia incrementará su gasto militar un 28% en cinco años

Buque de abastecimiento australiano HMAS Supply, construido en España. Foto: Navantia Australia

Buque de abastecimiento australiano HMAS Supply, construido en España. Foto: Navantia Australia

10/03/2021 | Canberra

Infodefensa.com

La amenaza de China en la región del Indo-Pacífico está impulsando las estimaciones de gasto militar australiana. Si se cumple el pronóstico, el país incrementará su presupuesto militar un 27,83% entre 2020 y 2025, al pasar de 30.900 millones de dólares estadounidenses en el primer ejercicio a alcanzar los 30.900 millones en el último. Australia ha sido durante el último lustro el principal cliente de las exportaciones militares españolas.

La señalada estimación forma parte del informe Mercado de defensa australiano: atractivo, panorama competitivo y previsiones hasta 2025, elaborado por la analista de mercados británica Global Data. Sus autores explican que este aumento previsto “en el gasto del presupuesto de defensa está impulsado por las prioridades estratégicas redefinidas de Australia en la región del Indo-Pacífico a medida que aumentan las tensiones con China”

El trabajo estima que el gasto militar australiano “se mantendrá por encima del 2% del PIB a pesar de la desaceleración económica mundial y la presión de mitigar el impacto del covid-19”.

Las autoridades del país anunciaron el pasado verano un paquete de estímulo de 679,4 millones de dólares estadounidenses (1.000 millones de dólares australianos) para apoyar a la industria de defensa nacional y aliviar los efectos del desempleo. El Gobierno proporcionará apoyo financiero a los reservistas de las Fuerzas de Defensa de Australia, modernización de bases de defensa y la aceleración de proyectos de adquisición y mantenimiento, incluidos blindados Bushmaster y el mantenimiento de los aviones C-27J.

Australia va a invertir en los próximos años en programas militares en los ámbitos marítimo, aéreo y terrestre, según el informe. Las plataformas contempladas en las compras previstas incluyen submarinos de la clase Attack, fragatas de la clase Hunter, patrulleros de alta mar de la clase Arafura, aviones de combate F-35 Joint Strike Fighter, vehículos aéreos no tripulados MQ-4C Triton, blindados de reconocimiento Boxer y un nuevo modelo de vehículo de combate de infantería para reemplazar sus actuales transportes blindados de personal M113AS4.

La analista de los sectores aeroespacial y de defensa de Global Data explica que la pandemia “ha provocado una transformación en todas las industrias, incluida la de defensa, ha revelado problemas de seguridad económica y ha reconfigurado el panorama económico internacional hacia la recesión”. En este contexto, “debido al manejo efectivo de la propagación de covid-19, a través del cierre de fronteras, políticas de aislamiento y paquetes de estímulo, Australia estará en el camino de la recuperación económica antes que el resto del mundo”.

Por otra parte, añade Lin, “la asertividad militar de China en el Mar de China Meridional y la expansión de las esferas de influencia en la región circundante a través de vías comerciales como oleoductos y puertos está supuestamente creando una amenaza para Australia. Por lo tanto, el país se está preparando para la posibilidad de un conflicto con una potencia militar mayor, lo que requiere un enfoque en la disuasión a larga distancia, como la defensa con misiles balísticos y la inversión en investigación hipersónica”.

Buques desarrollados en España

 

Australia fue en 2019 el mayor cliente de las exportaciones de material militar español. Según el Instituto Internacional de Estudios para la Paz de Estocolmo (Sipri), ese año, último del que esta entidad ha ofrecido datos, España envió al país oceánico equipos de defensa por un valor de casi 1.500 millones de dólares. En el último lustro también le suministró este tipo de bienes en 2015, 2017 y 2018, por un valor de casi 500 millones en cada uno de esos ejercicios, en los que también fue el principal receptor mundial de los productos españoles del sector. Únicamente Estados Unidos supera a España como principal proveedor de armamento internacional a Australia durante los ejercicios citados.

España ha suministrado a las Fuerzas Armadas australianas principalmente buques militares durante los últimos años, como dos buques de proyección estratégica (BPE), similares al Juan Carlos I de la Armada española; tres destructores de la clase Hobart (AWD), basados en las fragatas F-100 españolas, y dos buques de aprovisionamiento en combate (BAC), de la clase Cantabria.

© Information & Design Solutions, S.L. Todos los derechos reservados. Este artículo no puede ser fotocopiado ni reproducido por cualquier otro medio sin licencia otorgada por la empresa editora. Queda prohibida la reproducción pública de este artículo, en todo o en parte, por cualquier medio, sin permiso expreso y por escrito de la empresa editora.

ENVÍO DE LA NOTICIA A UN AMIGO
Correo electrónico
Tu nombre
Mensaje