Reino Unido busca el caza F-35B que ha perdido frente a la costa de Egipto
EDICIÓN
| INFODRON | INFOESPACIAL | MUNDOMILITAR | TV
Plataformas >

Reino Unido busca el caza F-35B que ha perdido frente a la costa de Egipto

Londres ha pedido ayuda a EEUU para encontrar el aparato del portaaviones Queen Elizabeth accidentado el pasado miércoles sin heridos
181002 queen elizabeth portaaviones f 35 primer aterrizaje royal navy01
Avión F-35B en la cubierta del portaviones británico HMS Queen Elizabeth. Foto: Royal Navy
|

En algún punto frente al delta del Nilo se encuentra bajo el mar el avión de combate F-35B que el miércoles perdió la Real Armada británica (Royal Navy) durante un vuelo de rutina sobre el Mediterráneo. El aparato, que había despegado del portaaviones HMS Queen Elizabeth, se estrelló contra el mar después de que su piloto pudiera eyectarse, por lo que no sufrió daños personales. Desde ese momento, Reino Unido está buscando el aparato para tratar de recuperarlo y vigila además la zona del accidente intentando evitar que Rusia u otro país de la esfera de Moscú se haga con él, lo que resulta factible al haber caído en aguas internacionales. En este caso, peligraría la confidencialidad de la tecnología de alto secreto del que está dotado el caza.

El HMS Queen Elizabeth regresaba de un viaje inaugural al Lejano Oriente con 18 F-35B cuando ha tenido lugar el percance. Diez de estos aviones pertenecen a las Fuerzas Armadas de Estados Unidos (los restantes ocho sí son británicos), país al que Londres ya ha pedido ayuda para tratar de encontrar el aparato, que se estima que se encuentra a más de 1.500 metros de profundidad, según el medio británico Daily Mail. El periódico apunta que Reino Unido parece contar con los equipos y el personal necesarios para recuperar el avión, pero carece de la experiencia que le puede brindar la Marina de Estados Unidos, de ahí la solicitud de asistencia.

La fuente apunta además la posibilidad de que se estén empleando sumergibles teledirigidos capaces de descender a altas profundidades. Se trata de plataformas dotadas de bolsas hinchables, de la compañía estadunidense Subsalve, susceptibles de elevar al F-35B hasta la superficies. Otros países también disponen de capacidades similares, de acuerdo con las declaraciones de un miembro de la Royal Navy al periódico Times, de ahí la urgencia con la que Londres está actuando.

Base Naval de Rota

La pieza del Daily Mail apunta además la posibilidad de que Estados Unidos esté empleando un sistema de localización remolcado TPL-25 que podría localizar el sistema de emergencia con el que cuenta el F-35 para avisar de su ubicación para casos como este. Para alzar la aeronave, una vez hallada, Estados Unidos podría servirse igualmente de un sistema de cabrestante denominado Flyaway Deep Ocean Salvage System (Fadoss). Se especula igualmente con que los medios estadounidenses se ha unido a la operación partiendo desde la Base Naval de Rota, en España.

Reino Unido ha recibido por el momento 24 aviones de este modelo, de los 138 que tiene previsto obtener por un coste estimado en 9.100 millones de libras (algo más de 10.800 millones de euros al cambio actual).

Interés español en el modelo

El F-35, que compone el programa de desarrollo militar más caro de la historia, contempla en total tres versiones distintas de avión de combate, diferenciadas por las letras A, B y C. El F-35A está preparado para el despegue y el aterrizaje convencional (CTOL) en pistas habituales. El F-35C es empleado únicamente por los portaviones de Estados Unidos para despegar, mediante catapultas, y aterrizar, con ayuda de un gancho concebido para atrapar un cable sobre la superficie del buque. Y el F-35B, como el que ha perdido Reino Unido esa semana, fue concebido para despegues cortos y aterrizajes verticales (STOVL), e incluso despegues también verticales (VTO). Esta variante sustituye a los cazas Harrier, como los que empleó, en una versión más antigua que los actuales, Reino Unido desde portaaeronaves en la guerra de las Malvinas y actualmente utiliza España desplegados desde su buque LHD Juan Carlos I. Precisamente esta es la versión en la que la Armada española está interesada para sustituir a sus viejos AV-8B Harrier II Plus



Recomendamos

Lo más visto