menú responsive
ESPAÑA | Empresas
-/5 | 0 votos

El buque entrará en el agua la próxima semana

El submarino Isaac Peral, listo para la ceremonia de amadrinamiento

El submarino S-81 Isaac Peral engalanado en la antegrada. Foto: Navantia

El submarino S-81 Isaac Peral engalanado en la antegrada. Foto: Navantia

 Ver galería de fotos

21/04/2021 | Madrid

B. Carrasco

El submarino S-81 Isaac Peral está colocado ya en la antegrada del astillero de Navantia en Cartagena donde tendrá lugar mañana jueves la ceremonia de amadrinamiento. El buque dejó el pasado sábado la grada número 1 de la nave de armamento de submarinos (NAS).

El personal del astillero ha trabajado durante los últimos días en la maniobra de colocación y en el engalanado del buque. Para la ocasión, el submarino luce en su proa una enorme escarapela con los colores de la bandera de España. La princesa de Asturias será la madrina del buque, como publicó Infodefensa.com. La ceremonia se producirá unos días antes de la maniobra de puesta a flote, que tendrá lugar previsiblemente la próxima semana en el astillero como acto de trabajo.

El acto estará presidido por el Rey Felipe VI, acompañado por la Reina Letizia, la propia princesa Leonor y su hermana la infanta Sofía. También asistirán la ministra de Defensa, Margarita Robles; el presidente de la Región de Murcia, Fernando López Miras; el Jefe del Estado Mayor de la Defensa (Jemad), almirante general Teodoro López Calderón y el Almirante Jefe de Estado Mayor de la Armada (Ajema), almirante general Antonio Martorell Lacave; además del presidente de Navantia, Ricardo Domínguez y la presidenta de la Sociedad Estatal de Participaciones Industriales (SEPI), Belén Gualda.

Maniobra de puesta a flote

 

La maniobra de puesta a flote es compleja. El primer paso, completado ya, es mover el submarino al exterior de la NAS, a la zona conocida como antegrada. Después, hay que mover el submarino hasta colocarlo dentro de un dique flotante. Esta maniobra, que conlleva varias horas, termina cuando el submarino está en su posición final de puesta a flote dentro del dique flotante y los carros de botadura están fijados a la estructura del dique.

A partir de ese momento comienza la maniobra de puesta a flote, haciendo flotar el dique y realizando su movimiento hasta la fosa, el lugar de la dársena con el calado necesario para inundar el dique. Una vez que el dique ha llegado a la fosa, comienza la inundación de sus lastres y empieza a sumergirse, comenzando el submarino a recibir agua y poco a poco a flotar por sí mismo.

En este momento es necesario realizar una serie de comprobaciones vitales para la seguridad del submarino (soplado y ventilación de los lastres, soplado de rejillas, etc.) y, a continuación, se sigue inundando el dique hasta que el submarino flota libremente dentro del mismo.

En este momento, con la ayuda de los prácticos, los remolcadores y empujadoras sacan el submarino del interior del dique y comienza el traslado hasta el muelle de armamento, lugar de atraque del submarino para realizar las pruebas de puerto. El submarino carece de propulsión operativa hasta que se han realizado las pruebas de puerto sobre amarras. Con la ayuda del personal de la dotación, personal de tierra y los prácticos, se realiza el atraque del submarino en el muelle, quedando el submarino amarrado en su posición final en el muelle de armamento.

 

© Information & Design Solutions, S.L. Todos los derechos reservados. Este artículo no puede ser fotocopiado ni reproducido por cualquier otro medio sin licencia otorgada por la empresa editora. Queda prohibida la reproducción pública de este artículo, en todo o en parte, por cualquier medio, sin permiso expreso y por escrito de la empresa editora.

ENVÍO DE LA NOTICIA A UN AMIGO
Correo electrónico
Tu nombre
Mensaje