menú responsive
MUNDO
-/5 | 0 votos

En 2021 debe estar listo el primer prototipo

KAI espera comenzar a volar el caza KF-X en 2022

Avión de combate KF-X. Foto: KAI

Avión de combate KF-X. Foto: KAI

28/09/2019 | Seúl

Infodefensa.com

La compañía surcoreana Korea Aerospace Industries (KAI) trabaja para tener listo el primer prototipo del caza KF-X en 2021. Esta unidad del futuro avión de combate proyectado por Seúl alzará el vuelo por primera vez en 2022, de acuerdo con el calendario previsto. La Agencia de Adquisiciones de Armamento de Corea del Sur (DAPA, por sus siglas en inglés) ha anunciado que ya ha concluido la fase crítica de diseño del aparato, de modo que se ha abierto la puerta a la fabricación de la primera unidad de pruebas.

El programa coreano de cazas KF-X eligió en marzo de 2015 a la alianza KAI-Lockheed Martin como opción preferida, frente a su competidor Korean Air Line –que contaba con el apoyo de Airbus Defence and Space y su experiencia con el caza Eurofighter Typhoon.

El logro respondió en gran medida al compromiso de transferencia de tecnología de Lockheed Martin para otro programa, el FX, donde se optó por la adquisición por parte de Corea del Sur de cuarenta aviones de combate de quinta generación F-35, fabricados por la mencionada compañía estadounidense.

Además, KAI y Lockheed Martin ya desarrollaron hace años el avión de entrenamiento T-50, por lo que ya contaban con una importante experiencia de trabajo conjunto. El T-50 es uno de los modelos que podría acabar utilizando España para entrenar a sus pilotos militares si prosperan las negociaciones iniciadas para el posible intercambio de unidades de este aparato y de KT-1 por aeronaves A400M españolas.

Seúl prevé gastar 8,5 billones de won (cerca de 6.500 millones de euros) en el KF-X y 10 billones adicionales (7.600 millones de euros) para la producción de 120 aparatos bimotores de tipo F-16 que deberán suministrarse entre los años 2026 y 2032. Existe una variante Indonesia del programa denominado IF-X. Este país acordó aportar 1,6 billones de won a principios de 2016 para participar en el programa.

Corea del Sur ha estado durante largo tiempo buscando un sustituto para su flota de viejos F-4 y F-5, fabricados por Boeing, ante la inestabilidad en la zona, principalmente por la amenaza que le supone Corea del Norte. Ante los reiterados retrasos que ha sufrido este programa KF-X, Seúl se llegó a plantear incluso el alquiler de aviones F-16 a Estados Unidos.

© Information & Design Solutions, S.L. Todos los derechos reservados. Este artículo no puede ser fotocopiado ni reproducido por cualquier otro medio sin licencia otorgada por la empresa editora. Queda prohibida la reproducción pública de este artículo, en todo o en parte, por cualquier medio, sin permiso expreso y por escrito de la empresa editora.

ENVÍO DE LA NOTICIA A UN AMIGO
Correo electrónico
Tu nombre
Mensaje