Lockheed Martin dispuesto a colaborar con Chile si el país decidiera apostar por el F-35
EDICIÓN
| INFODRON | INFOESPACIAL | MUNDOMILITAR | TV
Industria >

Lockheed Martin dispuesto a colaborar con Chile si el país decidiera apostar por el F-35

Formación de Lockheed Martin F-35A Lightning II de la USAF. Foto: Madelyn BrownUSAF
|

El encargado de desarrollo de negocios internacionales de Lockheed Martin (LM), David Johnson, dijo que con "Chile, al ser usuario de F-16, estamos siempre disponibles de acuerdo a las políticas gubernamentales para apoyar sus requerimientos, así como también en el caso de que decidan entrar a la 5ª generación con el F-35.”

En una entrevista concedida a Vortexx Magazine, el capture manager de la empresa estadounidense se refirió a las capacidades de la última versión del caza multirol F-16 Block 70/72 y del programa de upgrade del F-16V (Viper).

En relación a Chile, usuario de las versiones A/B Block 15/20 MLU y C/D Block 50, Johnson destacó que desde la incorporación del F-16 Block 50 por parte de la Fuerza Aérea de Chile (FACh), a mitad de la década del 2000, el trabajo y la comunicación de Lockheed Martin con la región ha sido muy fluida y provechosa en ambos sentidos. En esta línea, y como diera a conocer Infodefensa.com, el Departamento de Estado de Estados Unidos por medio del Departamento de Defensa aprobó en julio de 2020 una posible venta militar al Gobierno de Chile para la modernización de los F-16 de la FACh.

El encargado de negocios de LM señaló a Vortexx que “Lockheed Martin se considera un socio comprometido con Chile, apoyando su Defensa Nacional y contribuyendo a su economía. Ya sea al asociarse con proveedores en el país o crear puestos de trabajo; comprendemos el valor de una base industrial sólida y próspera. Estamos comprometidos a servir como un contribuyente significativo a la economía de Chile.”

Sobre la proyección del caza de 5ª generación F-35 Lightning II en América Latina, Johnson declaró que “nosotros siempre miramos hacia adelante, esperando que nos depara el futuro, nunca volvemos atrás y si bien los productos de Lockheed Martin son vendidos bajo la autorización del Gobierno de Estados Unidos, nosotros siempre buscamos afianzar nuestro compromiso y alianzas con los países cercanos para asegurarnos de que cuenten con las capacidades de Defensa y Seguridad de acuerdo a sus necesidades. En el caso de Chile, al ser usuario de F-16, estamos siempre disponibles de acuerdo a las políticas gubernamentales para apoyar sus requerimientos, así como también en el caso de que decidan entrar a la 5ª generación con el F-35".

En relación a este tema, en la entrevista que realizó Infodefensa.com al comandante en jefe de la FACh, general del aire Arturo Merino, la máxima autoridad de la institución se refirió a la eventual incorporación de una aeronave de 5ª generación: "El F-16 debería mantenerse como uno de los pilares fundamentales de la flota de combate de nuestra Fuerza Aérea durante muchos años más, si el avance tecnológico y su soporte logístico lo permiten. Sin embargo, a largo plazo, el avance de la tecnología supondrá que posteriormente su reemplazo y/o actualización (upgrade), debería llevarnos a contar con un sistema de armas de 5ª generación".

Además se refirió a la proyección de la aviación de combate de la FACh, luego del término de la vida útil de los F-16: "La incorporación del sistema de armas F-16 al inventario nacional, ya significó un avance muy importante en la institución, no solo desde el punto de vista operativo y de entrenamiento, sino que también obligó a reestructurar los procesos logísticos, de administración de personal y otros de planificación. Si consideramos que el impacto del continuo avance de la tecnología aeronáutica significa que modificaciones y actualizaciones importantes en los aviones de combate se producen cada diez años aproximadamente, para esa fecha, seguramente tendremos aviones de combate con sistemas completamente integrados, que interactúen en los dominios espacial y ciberespacial, durante la ejecución de sus misiones".

En esta línea, el general Merino explicó que "esto se traducirá en plataformas mucho más sofisticadas, tecnológicamente avanzadas, altamente eficaces y con requerimientos cada vez más exigentes para las tripulaciones. Lo mismo ocurrirá con los sistemas de apoyo en tierra para las misiones, con sus sistemas de transferencia de datos, comunicaciones protegidas, preparación del armamento, sistemas de guerra electrónica, entre otros. Es por eso que es nuestra constante preocupación observar a los principales referentes y obtener el máximo de experiencias en ese sentido".

Foto 1: Darlene Seltmann-USAF. / Foto 2: Lockheed Martin. / Foto 3: FACh.



Recomendamos