El largo proceso de selección de la torre del VCR 8x8
EDICIÓN
| INFODRON | INFOESPACIAL | MUNDOMILITAR | TV
Industria >

El largo proceso de selección de la torre del VCR 8x8

La torre remota Guardian 30 sobre el VCR 8x8 Dragón. Foto Charry TV
|

La adjudicación de la torre remota de 30 mm del VCR 8x8 Dragón a la empresa española Escribano pone fin a un largo proceso de selección, puesto en marcha hace más de cinco años. Todo este proceso ha estado asociado desde el principio al programa de los demostradores tecnológicos, suscrito en diciembre de 2015 por la UTE formada por Santa Bárbara Sistemas, Indra y Sapa y el Ministerio de Defensa.

A través de este proyecto de reducción de riesgos, con un presupuesto de 92 millones, se han desarrollado cinco demostradores y probado tecnologías para el futuro VCR 8x8 como las estaciones de armas.

Tras un primer análisis de las torres existentes en el mercado, el Ministerio de Defensa hace una preselección en la que estaban dos torres remotas de 30 mm, la Toledo 30S de Pap Tecnos y la Tizona de la alianza formada por Navantia, Elbit y Expal, y una torre tripulada de 30 mm, la Hitfist de Leonardo Hispania.

Respecto a la torre de 12,7 mm, en un primer momento se postula la torre remota Mini Samson de Pap Tecnos, y, más adelante, en 2017, Defensa aprueba una ampliación de 2,7 millones en el programa de los demostradores tecnológicos para la evaluación también de la torre remota Guardian 2.0 de Escribano.

Con la entrada de la Guardian 2.0, quedan definidas las torres preseleccionadas, que se reparten entre los demostradores: la torre Tizona de Elbit, Navantia y Expal para el demostrador D1; la torre Toledo 30S de Pap Tecnos para el demostrador D2; la torre Guardian 2.0 de Escribano para el demostrador D3; la torre Hitfist de Leonardo Hispania para el demostrador 4; y la torre Mini Samson de Pap Tecnos para el demostrador D5.

Guardian 30

Después de varios retrasos, la integración de las torres en los demostradores del VCR 8x8 para las pruebas comenzó a principios de 2020. Unos meses más tarde en mayo, se produce una noticia que marcará el devenir del proceso selección de las torres.

El Ministerio de Defensa aprueba la creación de la sociedad anónima Tess Defence formada por cuatro empresas españolas Indra Sistemas, Santa Bárbara Sistemas, Sapa, y Escribano Mechanical & Engineering, para la gestión del contrato de suministro del VCR 8x8 Dragón. La principal novedad es la incorporación de Escribano que hasta la fecha solo participaba en el programa con la torre Guardian 2.0, una de las preseleccionadas.

Coincidiendo con este acuerdo, Escribano anuncia que tiene en marcha un proyecto junto con Indra para diseñar una torre de 30 mm, la Guardian 30, que aspira a presentar al proyecto.

A partir de entonces, la empresa madrileña comienza a trabajar para completar el desarrollo de la Guardian 30, con el visto bueno del Ministerio de Defensa, que da luz verde a la incorporación de esta estación de armas remota al programa. Mientras, en julio, tienen lugar en el campo de maniobras de Álvarez de Sotomayor en Viator (Almería) las primeras pruebas de las torres Toledo 30S y Tizona sobre los demostradores, con la participación de la Brigada de la Legión.

Firma del contrato de producción

Finalmente, Tess Defence firma en agosto del año pasado con el Ministerio de Defensa el contrato para el suministro de un primer lote de 348 VCR Dragón. La torre de 30 mm y el sistema de comunicaciones quedan fuera del presupuesto de 2.100 millones de euros aprobado. En ambos casos, se pone como fecha límite para la elección el 30 de junio de este año.

Cabe apuntar que, como explicó el director general de Tess Defence, Luis Mayo, en una entrevista a Infodefensa.com, a finales del año pasado se acuerda dejar la decisión sobre la torre tripulada de 30 mm para en torno a 2022 y seleccionar la torre Guardian 2.0.

Escribano comunica en diciembre del año pasado que su torre está lista e inicia las pruebas sobre una Piraña III de Infantería de Marina. Ya en 2021, el Ministerio de Defensa solicita en abril ofertas para la torre de 30 mm a tres compañías, Escribano, Rafael (casa matriz de Pap Tecnos) y Elbit. Las ofertas, con propuestas concretas de las respectivas compañías en tres capítulos: precio, requerimientos técnicos y plan industrial, se abren el pasado 21 de mayo.

El programa establece que 219 vehículos (todas las unidades de la versión de Vehículo de Combate de Infantería) estarán dotados en principio con torre de 30 mm no tripulada. Este contrato, adjudicado ahora a Escribano, está valorado en unos 200 millones de euros. Con la adjudicación, finaliza proceso de selección, aunque la torre Guardian 30 todavía tiene por delante pruebas y debe ser certificada antes de su montaje final en el futuro Vehículo de Combate sobre Ruedas (VCR) 8x8 Dragón, cuyas primeras unidades estarán a lo largo de 2022.



Recomendamos