menú responsive
ESPAÑA | Defensa
-/5 | 0 votos

"Caso cerrado" para el Ministerio de Defensa

Robles descarta dimitir tras la polémica de las bombas de Arabia

Robles en la comisión de Defensa del Senado. Foto: Ministerio de Defensa

Robles en la comisión de Defensa del Senado. Foto: Ministerio de Defensa

20/09/2018 | Madrid

La ministra de Defensa, Margarita Robles, afirmó esta semana en el Congreso que tiene una excelente relación con el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, y que está “muy cómoda al frente del ministerio”. Después de una semana de silencio, Robles respondió de esta forma a las críticas por la gestión del contrato para la venta de 400 bombas de precisión láser para Arabia Saudí.

En referencia a este contrato, la responsable de Defensa repitió que "me siento muy cómoda en el Ministerio de Defensa" y añadió que, "en cuanto a otras cuestiones, para el Ministerio de Defensa es un caso cerrado".

La paralización de la exportación de los bombas por parte del ministerio de Robles provocó las protestas de los trabajadores de Navantia ante la posibilidad de que la decisión afectará a otros acuerdos con el Gobierno de Riad como el de las corbetas. Estos buques se construirán en los astilleros de la compañía estatal en San Fernando.

Las manifestaciones fueron a más hasta que el ministro de Asuntos Exteriores, Josep Borrell, comunicó que la entrega de material se produciría según lo acordado, tras analizar al detalle el contrato. El pasado domingo, el propio presidente del Gobierno sugirió que Robles no valoró en un principio el alcance de su decisión.

Sobre este tema, Sánchez dijo que "cuando la ministra toma esa decisión, lo que no ve es el impacto que puede tener una serie de contratos y una relación económica y comercial con un tercer país, en este caso Arabia Saudí, que afecta a la Presidencia del Gobierno”.

Comparecencia en el Congreso

 

Después de la autorización final a la exportación de las bombas, en la sesión de control al Gobierno de este miércoles el diputado del PP Ricardo Tarno pidió la dimisión de Robles “por su bien y por el de España”.

La ministra aseguró durante su turno de palabra que en los tres meses al frente del ministerio de Defensa ha tratado de solucionar los problemas heredados. “Lo que he hecho ha sido corregir las omisiones, imprecisiones, los retrasos y las cláusulas secretas de contratos que habían dejado mis antecesores”, resaltó.

En esta línea, dijo a modo de ejemplo que "el anterior Gobierno tuvo en stand by el submarino S-80 por una serie de errores. Un retraso por el que los ciudadanos españoles hemos tenido que pagar 1.800 millones de euros".

 

© Information & Design Solutions, S.L. Todos los derechos reservados. Este artículo no puede ser fotocopiado ni reproducido por cualquier otro medio sin licencia otorgada por la empresa editora. Queda prohibida la reproducción pública de este artículo, en todo o en parte, por cualquier medio, sin permiso expreso y por escrito de la empresa editora.

APPS

ENVÍO DE LA NOTICIA A UN AMIGO
Correo electrónico
Tu nombre
Mensaje