menú responsive
ESPAÑA | Empresas
-/5 | 0 votos

Vigilancia fronteriza

Thales prueba su sistema de vigilancia Gecko a menos 40 grados

Sistema Gecko. Foto: Thales

Sistema Gecko. Foto: Thales

20/03/2019 | Madrid

La compañía Thales ha puesto a prueba en el norte de Europa la nueva versión de su sistema optrónico Gecko, diseñado para actuar en condiciones climatológicas extremas con bajas temperaturas, fuertes vientos, polvo y escasa luminosidad.

Según confirma la empresa, en las pruebas realizadas a principios de este año en varios países escandinavos el sistema de vigilancia demostró su capacidad para operar en entornos con temperaturas de hasta -40 grados, instalado a una altura de 35 metros y controlado de forma remota mediante el software Horus.

Gecko consta de un cabezal con dos cámaras, una diurna y una térmica, que permiten incorporar dos punteros láser (uno infrarrojo y otro visible) y un telémetro láser de largo alcance. La cámara térmica es capaz de detectar pequeñas embarcaciones hasta una distancia de 25 kilómetros. Además, las señales de video de am­bas cámaras son codificadas y esta­bilizadas electrónicamente.

Este cabezal fue implantando en un principio en puestos fijos de vigilancia fronteriza en la costa mediterránea y ahora, según explica Thales, diferentes fuerzas de seguridad del norte y este de Europea han mostrado interés en el desarrollo para hacer frente al tráfico ilegal de mercancías y la pesca clandestina o identificar embarcaciones sospechosas.

La operación del sistema se lleva a cabo desde una sala de mando y control con el software Horus incorporado. “Los operadores pueden dirigir el cabezal optrónico y todos sus elementos (seleccionando y controlando las cámaras, activando los punteros láser y el telémetro, etc.), obtener información sobre los objeti­vos (distancia y coordenadas), así como realizar grabaciones continuas o bajo demanda de las imágenes de ambas cámaras”, explica la firma.

Ejército y Guardia Civil

 

En España, la solución está instalada en los vehículos blindados RG-31 del Ejército de Tierra que participan con asiduidad en operaciones en el exterior. También opera en las unidades térmicas móviles y puestos fijos de vigilancia de la Guardia Civil. En el ámbito internacional, la empresa consiguió en 2016 y 2018 su exportación a un país asiático no revelado para actuar junto con el sistema anti-dron Horus Captor.

El sistema toma su nombre de los reptiles Gecko que cuenta con la capacidad de ver en condiciones de escasa luminosidad.

 

© Information & Design Solutions, S.L. Todos los derechos reservados. Este artículo no puede ser fotocopiado ni reproducido por cualquier otro medio sin licencia otorgada por la empresa editora. Queda prohibida la reproducción pública de este artículo, en todo o en parte, por cualquier medio, sin permiso expreso y por escrito de la empresa editora.

ENVÍO DE LA NOTICIA A UN AMIGO
Correo electrónico
Tu nombre
Mensaje