menú responsive
MUNDO
-/5 | 0 votos

El cambio climático entra en la agenda de defensa del país

Biden propone un gasto militar de 715.000 millones para EEUU en 2022

Joe Biden junto a la vicepresidenta Kamala Harris. Foto: White House

Joe Biden junto a la vicepresidenta Kamala Harris. Foto: White House

13/04/2021 | Washington

Infodefensa.com

El presidente de Estados Unidos, Joe Biden, quiere limitar ligeramente el gasto militar proyectado por su predecesor, Donald Trump, para el ejercicio 2022. La administración Trump había previsto alcanzar un desembolso en defensa de 722.000 millones de dólares para ese ejercicio, lo que finalmente se ha quedado en 715.000 millones en los planes del nuevo inquilino de la Casa Blanca.

La cifra propuesta por Biden para la defensa del país el próximo año es en términos nominales un 1,6% superior a los 704.000 millones aprobados para este año, aunque en términos reales (teniendo en cuenta el incremento de precios experimentados) se trata de una bajada de en torno al 0,4%.

Con esta solicitud arranca en realidad un proceso que culminará con la aprobación de un presupuesto de defensa definitivo tras su correspondiente debate en el Congreso del país.

Entre otros puntos, en la propuesta de la nueva administración Biden contrasta con la política de su predecesor la provisión de fondos para abordar el cambio climático como una prioridad. “Es vital para la seguridad nacional que las instalaciones militares de Estados Unidos y las capacidades críticas para la misión que soportan estas instalaciones sean resistentes al cambio climático”, según se recoge en el comunicado que la Casa Blanca emitió el viernes sobre los planes en Defensa de Biden para el año próximo.

China, principal desafío

 

Los planes conocidos ahora no concretan aún el reparto final del dinero propuesto (está previsto que el próximo mayo o junio se conozca un presupuesto más detallado), pero sin duda China marca la agenda de las previsiones militares estadounidenses. De hecho, el documento cita al gigante chimo como “principal desafío”.

En realidad, la partida de gastos militares prevista de 715.000 millones de dólares forma parte de un fondo total de seguridad nacional estimado en 753.000 millones de dólares. Por tanto, hay 38.000 millones que se emplearán en seguridad que no van destinados al Pentágono. El destino concreto de esa cantidad no se especifica, pero es de esperar, atendiendo a lo que ocurre tradicionalmente, que una gran parte de esa cifra se vincule a la llamada Administración Nacional de Seguridad Nuclear. Se trata de una agencia semiautónoma dentro del Departamento de Energía encargada de la gestión de las ojivas nucleares, informa Defense News.

El citado medio estadounidense recuerda que la propuesta de Biden difícilmente va a satisfacer los objetivos de los miembros clave del Partido Republicano en la negociación de los presupuestos, que estiman una necesidad de incremento en defensa anual de entre el 3 y el 5% para mantenerse por delante de China y hacer frente a otras amenazas. Por su parte, desde el ámbito progresista se piden recortes en las partidas militares de hasta el 10%.

© Information & Design Solutions, S.L. Todos los derechos reservados. Este artículo no puede ser fotocopiado ni reproducido por cualquier otro medio sin licencia otorgada por la empresa editora. Queda prohibida la reproducción pública de este artículo, en todo o en parte, por cualquier medio, sin permiso expreso y por escrito de la empresa editora.

ENVÍO DE LA NOTICIA A UN AMIGO
Correo electrónico
Tu nombre
Mensaje