Rafael revela su misil de largo alcance y quinta generación Sea Breaker
EDICIÓN
| INFODRON | INFOESPACIAL | MUNDOMILITAR | TV
Sistemas >

Rafael revela su misil de largo alcance y quinta generación Sea Breaker

210630 misil sea breaker rafael
|

La compañía israelí Rafael Advanced Defense Systems ha desarrollado un sistema de armas de ataque basado en tierra y mar de quinta generación concebido para golpear objetivos a largo alcance. El Sea Breaker, como ha sido bautizado, es un sistema autónomo de misiles guiados de precisión. En él Rafael ha desplegado una serie de innovaciones tecnológicas, relacionadas con la electroóptica, la visión por computadora, la inteligencia artificial “y los algoritmos de toma de decisiones para una capacidad operativa completa en entornos sin GNSS (navegación por satélite) para misiones de superioridad marítima”, explica la compañía en un comunicado.

La nueva arma está concebida para alcanzar “un rendimiento de ataque significativo contra una variedad de objetivos marítimos y terrestres de alto valor”. Se trata de un sistema desplegable en unidades navales y de artillería capaz de realizar “ataques quirúrgicos de precisión precisos desde distancias de hasta 300 kilómetros”. Para lograrlo, está dotada con un buscador avanzado de IIR (imágenes infrarrojas), lo que el fabricante define como una solución idónea para batir objetivos marítimos y terrestres, estacionarios o en movimiento, en escenarios avanzados anti acceso/denegación de área (A2/AD) y en aguas litorales o marrones, incluidos archipiélagos. Igualmente está preparado para participar en enfrentamientos en los que los misiles basados en buscadores de RF de generaciones anteriores no son efectivos, según sus artífices.

El Sea Breaker se puede lanzar desde plataformas navales, de diferentes tamaños, desde lanchas de misiles de ataque rápido y hasta desde corbetas y fragatas. La versión terrestre, como recurso de defensa costera, se basa en los lanzadores Spyder de gran movilidad de Rafael. La arquitectura de la batería admite lanzadores independientes o el funcionamiento como una solución integrada, con una unidad de mando y control (CCU) y varios sensores, según los requisitos del cliente.

Velocidades subsónicas

Su tecnología de inteligencia artificial permite al Sea Breaker “un aprendizaje profundo y un emparejamiento de escenas basado en el big data. Se trata de una tecnología de Rafael “única probada en combate, que permite la adquisición automática de objetivos (ATA) y el reconocimiento automático de objetivos (ATR)”. El sistema tiene plena capacidad operativa en ámbitos con denegación de GNSS y en todas las condiciones climáticas, explican sus artífices. Además es inmune a contramedidas electrónicas (ECM) y resistente a interferencias. El perfil de misión del Sea Breaker permite un vuelo a baja altura sobre el suelo con deslizamiento del mar y de seguimiento del terreno.

El Sea Breaker, que vuela “a altas velocidades subsónicas”, tiene una capacidad de ataque de esfera completa sincronizada y multidireccional, basada en planes de ataque predefinidos, de acuerdo con los puntos de referencia, el azimut, el ángulo de impacto y la selección del punto de puntería. Con estas características se garantizan “una alta probabilidad de éxito de la misión”. Las 250 libras de ojiva de penetración, explosión y fragmentación con las que está dotado el misil permiten que un único impacto “sea lo suficientemente efectivo como para neutralizar un barco del tamaño de una fragata”.

El enlace de datos del nuevo misil admite la toma de decisiones y las actualizaciones tácticas en tiempo real. Su ataque es posible ser abortado en pleno vuelo y el arma puede realizar además una evaluación de daños de batalla (BDA).



Recomendamos