R. González (Ejército del Aire): "Se observa una progresiva militarización del espacio" (y2)
EDICIÓN
| INFODRON | INFOESPACIAL | MUNDOMILITAR | TV
Defensa >
Entrevista

R. González (Ejército del Aire): "Se observa una progresiva militarización del espacio" (y2)

"Hasta hace tres años el número de satélites activos en órbita baja era de 2.500 y el mes pasado había unos 4.700 activos"
|

Viene de: 'R. González (Ejército del Aire): "El radar de vigilancia espacial de Morón incrementará su precisión un 400%" (1)'

En la segunda parte de la entrevista a Infodefensa.com, el comandante Rafael González Cámara, jefe del Centro de Operaciones de Vigilancia Espacial (COVE) explica qué tipo de misiones puede realizar la unidad y cuáles podría llegar a realizar en un futuro no muy lejano y profundiza en los desafíos que presente el espacio desde el punto de vista militar.

¿Qué nuevas misiones pretenden adquirir?

Las operaciones espaciales se pueden dividir en cuatro. Por un lado, apoyo espacial al resto de operaciones, eso ya lo hacemos, y, por otro, conocimiento de la situación espacial, en la que tenemos capacidad pero que tenemos que ir mejorándola, al final observamos un objetivo, pero lo primordial es identificarlo y dotarlo de una serie de atributos para lo que hay que investigar en distintas fuentes, básicamente añadir inteligencia a los datos que obtienes por medio de los sensores. Luego hay misiones denominadas de control del espacio que consisten en garantizar sobre todo el acceso libre y no condicionado por terceros a tus capacidades espaciales y, en caso necesario poder responder ante una posible agresión. La naturaleza de estas operaciones es, en principio defensiva, pero no se descartan las acciones ofensivas de cara a garantizar ese acceso libre a esas capacidades no solo militares, también están otras como el posicionamiento global o comunicaciones por satélite. Por último, está una serie de operaciones conocidas como de apoyo espacial o al espacio son aquellas que se llevan a cabo para facilitar el acceso al espacio por parte de terceros. En España, ya existe alguna empresa con planes y prototipos de lanzadores espaciales como puede ser PLD Space y estas empresas necesitan tener acceso a estos datos de conocimiento de la situación espacial para que sus lanzamientos no se vean interferidos. Esta es un área en la que el COVE podrá colaborar en un futuro, si así se determina.

Por tanto, todavía hay camino por recorrer

Por supuesto, el COVE lleva una andadura real de dos años y medio, pero hay países como Estados Unidos que hace este tipo de misiones desde finales de los años 50. Queda mucho recorrido y vista la evolución de las capacidades espaciales y la evolución del uso civil y militar del espacio, las entidades militares, es algo reflejado en la Estrategia de Seguridad Aeroespacial, tienen que garantizar esa infraestructura crítica que es el espacio.

¿Por qué es importante el espacio?

El espacio venimos usándolo como decía antes desde el año 1957, lo que ocurre es que, en los últimos cinco años, se ha producido un incremento exponencial del uso del espacio. Anteriormente solo las grandes naciones tenían acceso al espacio, hoy en día multitud de empresas están llevando a cabo lanzamiento y poniendo objetos en el espacio con fines comerciales. Hablo de las mega constelaciones de SpaceX o Oneweb. Hasta hace tres años el número de satélites activos en órbita baja era de 2.500 y el mes pasado había unos 4.700 activos. Solo en tres años. La curva de ocupación de las órbitas bajas ha crecido muchísimo y provoca que, lo que antes era un entorno no competitivo, no disputado, se haya convertido en todo lo contrario, en un entorno cada vez más poblado, competitivo y en el que determinadas naciones quieren tener una posición preponderante. Esta es la situación y lo que hay que tener claro es que hay que garantizar el acceso libre.

¿Cuál es el principal riesgo hoy en día? ¿La basura espacial?

Sí, con un enfoque general la basura espacial y los riesgos derivados de esa sobre población de las órbitas bajas podría calificarse como el principal. Pero hay otros desde el punto de vista militar se observa de un tiempo a esta parte una progresiva militarización del espacio e incluso hay corrientes que hablan de ‘weaponisation’ del espacio, es decir, hay naciones que han puesto satélites en órbita con fines militares o que al menos pueden tener un uso claramente dual. Los militares hace unos años usábamos el espacio para comunicarnos y para observar a un posible adversario con satélites espía. Hoy en día, no solo se hace eso. Hay satélites que se dedican a captar señales de otros, se acercan a distancias que algunos países consideran arriesgadas... Francia, por ejemplo, ya ha establecido su estrategia espacial que un acercamiento repentino y sin causas legítimas sería considerado un acto hostil y responderían. Hay un debate incluso en Naciones Unidos que es un acto hostil en el espacio porque además no es fácilmente atribuible a una nación.

¿El objetivo también es crecer en personal?

El plan de implementación de la capacidad de vigilancia espacial en el Ejército del Aire, sancionado por el JEMA en 2019, establece un horizonte para el COVE de llegar a 30 personas dedicadas exclusivamente a nuestra misión. Aparte, dentro del Ejército del Aire, se estima que habrá al menos unas 150 personas dedicadas solo a cuestiones de espacio. Y si extendemos el ámbito al Ministerio de Defensa la ambición o la idea es llegar al entorno de unos 400 militares dedicados al espacio. Tenemos que ser ambiciosos, pero también realistas. El Ejército del Aire en temas de personal tiene un déficit muy grande, porque asume misiones como la vigilancia del espacio aéreo que son permanentes con una dotación que es muy inferior a la de otros ejércitos. Es una aspiración del Ejército del Aire aumentar el personal debido a las nuevas misiones asignadas.



Recomendamos


Lo más visto