menú responsive
ESPAÑA | Defensa
-/5 | 0 votos

Foro Ejército-Empresas

General Tejada (Ejército): "Pretendemos concentrar los 12 centros logísticos actuales en tres"

General de brigada Rafael Tejada, en el centro, junto con dos coroneles del MALE. Foto: Infodefensa.com

General de brigada Rafael Tejada, en el centro, junto con dos coroneles del MALE. Foto: Infodefensa.com

25/05/2018 | Madrid

B. Carrasco

El general de brigada Rafael Tejada es jefe de Ingeniería en el Mando de Apoyo Logístico del Ejército (MALE). En una entrevista a Infodefensa.com, el general analiza los desafíos que tiene por delante la ingeniería en el marco del proyecto Brigada 2035 del Ejército de Tierra y pone el foco en dos áreas fundamentales para las operaciones de cualquier ejército: la logística y el sostenimiento. Estas áreas también experimentarán importantes cambios en la estructura futura en la que trabaja la Fuerza Terrestre donde las nuevas tecnologías jugarán un papel determinante.

En apartado logístico, el responsable de Ingeniería detalla que el futuro pasa por la concentración de los centros logísticos repartidos en la actualidad en doce instalaciones. La idea es reducir este número a tan solo tres centros. En el campo del sostenimiento, el general defiende que el gran reto es "avanzar hacia un verdadero mantenimiento predictivo".

¿Cuáles son los principales retos que tiene por delante de la ingeniería militar?

Uno de los principales retos a los que ha de hacer frente la ingeniería militar en el ET son los derivados del proyecto Nodriza de Obtención de Capacidades del Ejército de Tierra (Nocet). Para ello, la ingeniería debe abordar los estudios y análisis técnicos del estado del arte de las nuevas soluciones tecnológicas para dotar y equipar a la brigada como sistema integral de combate. Deberá establecer los apoyos de ingeniería y el estudio y definición de requisitos técnicos exigibles a los nuevos materiales tecnológicamente avanzados: sistemas autónomos robotizados (RAS); integración de sistemas de mando y control; hiperconectividad y disponibilidad de voz, video y datos, compartidos entre todos los escalones de mando; sensorización de los sistemas; sistemas de detección, protección y defensa activa; ciberdefensa; guerra electrónica; sistemas de armas; municiones ER; y guiadas de precisión, etc.

¿Y en el plano logístico?

Otro de los retos importantes de la ingeniería militar en el campo de la logística es el desarrollo e implantación de lo que denominamos Logística 4.0, es decir, la aplicación en la logística de las nuevas tecnologías emergentes del concepto Industria 4.0, ya que el Ejército no puede quedar al margen de esta nueva revolución tecnológica de la industria. La evolución de las nuevas tecnologías en áreas como la conectividad, la automatización y la robotización han de ser aprovechadas en el campo de la Logística. La utilización masiva de comunicaciones por satélite, internet de las cosas, combinada con sensores de reducido tamaño y bajo coste permiten la conectividad global con ancho de banda prácticamente ilimitado y el desarrollo de procesos logísticos mucho más eficientes y automatizados. La simulación mediante realidad virtual aumentada permitirá optimizar muchas tareas logísticas. Por otra parte, la impresión 3D tendrá un impacto importante en el concepto logístico de las Fuerzas Armadas. La revolución digital permite gestionar cantidades de información ingente (Big Data) y proceder a su análisis de forma inteligente y automática (algoritmos de tratamiento de datos) para su explotación, visualización y análisis predictivo. El sostenimiento de los sistemas debe evolucionar hacia un verdadero mantenimiento predictivo basado en la condición y al análisis y control de la ingeniería a lo largo de todo el ciclo de vida de los mismos.

¿Otro desafío es la concentración de los Órganos Logísticos Centrales?

La concentración de los Órganos Logísticos Centrales (Plan Colce) es otro de los retos a los que debe enfrentarse la ingeniería del Ejército. El Plan Colce pretende concentrar los 12 Parques u Órganos Logísticos Centrales (OLC) actuales en básicamente tres centros: Centro de Abastecimiento del ET (Cabet); Centro de Mantenimiento de Sistemas de Armas Terrestres del ET (Cemsatet) y Centro de Mantenimiento de Aeronaves del ET (Cemaet). Los dos primeros estarán situados en una nueva base logística, cuya ubicación aún está por determinar por la Secretaría de Estado de Defensa, mientras que el tercero mantendrá su ubicación en las instalaciones del actual Pcmhel (Base Coronel Maté en Colmenar Viejo). La ingeniería militar ha de jugar un papel fundamental en el diseño de la nueva base logística contemplando tanto su infraestructura e instalaciones como la integración de las nuevas tecnologías en la misma, de manera que permita desarrollar e implementar la Logística conectada 4.0. Con ello, se persigue la optimización las tres funciones logísticas: abastecimiento, mantenimiento y transporte, incrementando su eficiencia y optimizando tanto los recursos materiales y humanos como los procesos logísticos.

¿Cuál es el objetivo principal de este plan?

Con el mismo se pretende concentrar las capacidades requeridas al nivel superior del apoyo logístico, en abastecimiento y en mantenimiento, para conseguir la máxima eficiencia posible dentro de un concepto de logística integral. Para ello, se procura aprovechar la dinámica actual de innovación, incorporando los conceptos y las herramientas en desarrollo de la Industria 4.0, con una vocación de futuro. Esto supone desarrollar complejos estudios tanto de necesidades de infraestructura como tecnológicos que en este momento están ya en marcha

¿Qué ventajas tendrá este proceso?

Como he indicado antes, el objetivo es lograr el máximo grado de integración logística posible. Con ello, se obtendrán las sinergias necesarias para alcanzar, la máxima eficiencia en el sostenimiento de los sistemas de armas y de material, la optimización del recurso humano, facilitará la contratación de bienes y servicios, se podrá abordar la disminución de stocks facilitando su gestión y control,  y se obtendrá una importante reducción de costes, tanto funcionales en los servicios de abastecimiento y mantenimiento como en gastos de funcionamiento y mantenimiento de infraestructuras, por reducción de instalaciones. En resumen, se pretende una optimización por integración de procesos que nos permita alcanzar el mayor grado de eficacia y eficiencia con los recursos disponibles.

¿Cuándo tienen previsto contar con las nuevas instalaciones operativas?

Se trata de transitar desde una logística por materiales dispersa a una logística integral reunida, de manera que se llegue a un mantenimiento integral de cada sistema de armas de modo de todos sus componentes se mantengan en una sola ubicación obteniéndose las optimizaciones buscadas y la reducción de costes y del tiempo empleado. Como verá, este es un proyecto ambicioso y complejo que para su materialización precisa de tiempo de desarrollo, y nos encontramos actualmente terminando la fase inicial de estudios, por ello es aún aventurado referirnos al momento en el que estarán ya operativas las nuevas instalaciones.

Por otro lado, el sostenimiento es una parte fundamental de cualquier sistema de armas, ¿Cómo pueden las nuevas tecnologías mejorar este apartado?

Las nuevas tecnologías pueden mejorar notablemente el sostenimiento de los sistemas de armas. La sensorización digital de las plataformas y sistemas de armas (al menos de los elementos críticos), unido a una hiper-conectividad con la base logística para la transmisión y almacenamiento de los datos (Big Data) y su tratamiento automático mediante algoritmos inteligentes para facilitar la toma de decisiones logísticas en tiempo real, permitirá modificar la estrategia actual de mantenimiento en el Ejército basada en mantenimiento preventivo y correctivo, hacia una estrategia que incluya el mantenimiento predictivo basado en condición. Además esta sensorización e hiperconectividad facilitará la optimización de movimientos, rutas y geolocalización de los materiales y sistemas así como optimizar la trazabilidad, disponibilidad y reposición de piezas de repuesto, gestión de stocks y reducción de los mismos y almacenajes.

También existen tecnologías como la automatización, realidad aumentada o fabricación aditiva...

La automatización y robotización garantizará el desarrollo de procesos logísticos mucho más eficientes y automatizados. La implantación de un sistema integrado de  captura y explotación de datos lo más automatizado posible en los almacenes  y en los talleres permitirá conocer en tiempo real el estado del material y su reparación (tareas realizadas y pendientes) así como la gestión de stocks y almacenes (alta y baja de repuestos). La utilización de herramientas de realidad virtual aumentada proporcionará una mejorar formación del personal técnico mediante la simulación de tareas complejas antes de abordarlas o como guía al operario durante la ejecución de determinadas tareas de mantenimiento. Por último, la fabricación aditiva 3D permitirá el diseño y fabricación de determinadas piezas de repuesto (no críticas, que no afecten a la seguridad y, por supuesto, siempre dentro del marco legal), lo que supondrá grandes ventajas logísticas.

© Information & Design Solutions, S.L. Todos los derechos reservados. Este artículo no puede ser fotocopiado ni reproducido por cualquier otro medio sin licencia otorgada por la empresa editora. Queda prohibida la reproducción pública de este artículo, en todo o en parte, por cualquier medio, sin permiso expreso y por escrito de la empresa editora.

SÍGUENOS EN

APPS

ENVÍO DE LA NOTICIA A UN AMIGO
Correo electrónico
Tu nombre
Mensaje