menú responsive
AMÉRICA | Defensa
-/5 | 0 votos

Nuevo gobierno en la nación sudamericana

Presidente Ali: ‘La integridad del territorio de Guyana es un cometido sagrado'

El presidente Mohamed Irfaan Ali pasando revista a las tropas en el acto de posesión. Foto: DPI

El presidente Mohamed Irfaan Ali pasando revista a las tropas en el acto de posesión. Foto: DPI

21/08/2020 | Caracas

Carlos E. Hernández

El nuevo presidente de la Republica Cooperativa de Guyana, Mohamed Irfaan Ali, se comprometió a mantener la integridad territorial de su país, al juramentarse, el pasado 2 de agosto, y convertirse en el noveno mandatario de esa nación sudamericana que alcanzo su independencia en 1966.  

“La soberanía de nuestro Estado, la integridad de nuestro territorio, tanto terrestre como marítimo, es un cometido sagrado. Al ser fieles a esa confianza, seremos leales a nuestra visión perdurable de Guyana como una nación indivisible”, expresó Ali.  

Mohamed Irfaan Ali, candidato del opositor Partido Progresista del Pueblo, le disputó el cago al entonces presidente, brigadier (Retirado) David Granger, y resultó ganador en las elecciones realizadas el 2 de marzo de este año; sin embargo, no fue sino hasta el 2 de agosto, luego de un dilatado y conflictivo conteo de votos, cuando fue proclamado presidente.

El presidente Ali, por lo demás, es el primer musulmán en asumir la presidencia en un país americano.

Reclamaciones territoriales

 

Durante su discurso de posesión, el presidente Ali hizo referencia a la reclamación territorial de Venezuela. En ese sentido, recordó que fue un gobierno de su partido, en 2014, “el que puso fin al interminable diálogo de 'buenos oficios' con Venezuela, nuestro vecino de Occidente, porque se había convertido, para ellos, en una estrategia de prolongar la contienda más que de buscar una solución”, además, que estando en la oposición, “brindó todo su apoyo a la anterior administración (la del presidente Granger) cuando, a iniciativa nuestra, presentó el alegato de Venezuela a la Corte Internacional de Justicia”.

Específicamente, Venezuela reclama los 159.542 km² del territorio Esequibo, actualmente ocupado por Guyana, del que fue despojado por el Reino Unido en el denominado Laudo Arbitral de París de 1899. Venezuela desconoce la sentencia, entre otras razones, porque no se le permitió participar en las deliberaciones del Tribunal Arbitral cuyos miembros eran británicos, norteamericanos y rusos.

En 1966, Venezuela y Guyana firmaron en Ginebra un acuerdo mediante el cual convinieron en buscar una solución a la disputa territorial bajo el auspicio de las Naciones Unidas; sin embargo, en 2014, el gobierno guyanés decidió, unilateralmente, desconocer ese procedimiento y, en 2018, sometió la disputa a la consideración de la Corte Internacional de Justicia de La Haya, instancia que Venezuela no reconoce.

A la reclamación venezolana se suma la de Surinam, unos 15.600 km² al sureste de Guyana, en la denominada Región de Tigri.

Súbita riqueza

 

El presidente Ali dispondrá, durante su gobierno, de importantes recursos económicos, y así lo hizo ver durante su exposición, por lo cual, anunció medidas que implementara de inmediato sobre la materia. Hace un poco más de cinco años, fueron descubiertos en Guyana importantes yacimientos petrolíferos y gasíferos que ya han comenzado a ser explotados y, en 2020, se inició la exportación de crudo.

Esa súbita riqueza, ha colocado a Guyana, según datos del Fondo Monetario Internacional, en el país de mayor crecimiento económico del mundo con un 86 % y, se estima, que a corto plazo se convertirá en una de las naciones mas ricas del continente americano.   

Cabe decir, además, que gran parte de los yacimientos se encuentran ubicados en los espacios terrestres y marítimos reclamados por Venezuela.

Fuerza de Defensa

 

Ali, quien, en su condición de presidente, es comandante en jefe de la Fuerza de Defensa y, además, ministro de Defensa, no hizo mención en su discurso a la institución militar.

Previamente, antes de la juramentación de Ali, el jefe del Estado Mayor de la Defensa, en funciones, brigadier Godfrey Bess, en una declaración pública, reiteró el carácter apolítico y obediente de la Fuerza de Defensa. Bess fue designado por Granger para ejercer el cargo, el 1 de julio, tras del retiro anticipado del titular, brigadier Patrick West, como informo Infodefensa.com.

El expresidente Granger, quien, durante su servicio activo, fue jefe del Estado Mayor de la Defensa, le dio un impulso significativo a la Fuerza de Defensa; sin embargo, esta es aún es muy modesta, y sus tres ramas, terrestre, naval y aérea, no disponen de los elementos necesarios para garantizar la inviolabilidad del territorio.

Como también reseñó Infodefensa.com, Granger, en 2015, formuló una Política de Defensa, que comprende, entre otros aspectos el incremento del pie de fuerza, la reactivación de la Milicia Popular y otros cuerpos auxiliares, así como un plan de reequipamiento.  No obstante, si bien hubo avances en distintas aéreas, no lo fue mayormente en la adquisición de equipos, a pesar de los anuncios. Por lo tanto, queda por ver que planes tiene el nuevo gobierno al respecto.   

 © Information & Design Solutions, S.L. Todos los derechos reservados. Este artículo no puede ser fotocopiado ni reproducido por cualquier otro medio sin licencia otorgada por la empresa editora. Queda prohibida la reproducción pública de este artículo, en todo o en parte, por cualquier medio, sin permiso expreso y por escrito de la empresa editora.

ENVÍO DE LA NOTICIA A UN AMIGO
Correo electrónico
Tu nombre
Mensaje