España aspira a liderar el próximo año la misión de Naciones Unidas en el Líbano
EDICIÓN
| INFODRON | INFOESPACIAL | MUNDOMILITAR | TV
Defensa >

España aspira a liderar el próximo año la misión de Naciones Unidas en el Líbano

Foto: Ministerio de Defensa
|

La ministra de Defensa, Margarita Robles, ha confirmado durante una visita a las tropas españolas en el Líbano que España presentará una propuesta formal para liderar durante el próximo año la misión Unifil de Naciones Unidas en este país.

El proceso de selección para elegir el país líder de la operación está previsto que comience a finales de septiembre. Desde 2018, la misión está liderada por el general de división italiano Stefano de Col. El mandato del Consejo de Seguridad de la ONU expiraba el 31 de agosto, si bien, ha sido prorrogado hasta diciembre.

Robles anunció este jueves en la segunda jornada de su visita al contingente español en el Líbano que “España va a hacer una propuesta formal para mandar la misión el próximo año”. Un día antes, el miércoles, transmitió informalmente la propuesta al vicesecretario general para Operaciones de Paz de la ONU, Jean-Pierre Lacroix, en una videoconferencia a su llegada a la base española Miguel de Cervantes, situada en la localidad libanesa de Marjayoun.

“Yo creo que España merece ese mando de la misión, sobre todo, por su compromiso firme con Naciones Unidas y la paz”, recalcó Robles, que añadió que el liderazgo “en principio no aumentaría los efectivos españoles”. España lidera la Brigada Multinacional Este de la misión, compuesta por unos 3.500 efectivos de nueve nacionalidades, de los que unos 600 pertenecen actualmente a la Brigada Aragón I, a lo que hay que sumar nueve intérpretes españoles. Al frente, de este sector se encuentra el general de brigada Javier Mur Lalaguna.

Candidato español

El candidato español es el general de división Aroldo Lázaro Sáenz del Ejército de Tierra, un militar que suma varios destinos en la estructura militar de la UE y la OTAN, y conoce muy bien la misión Unifil, en la que ha participado en tres ocasiones (2011, 2013 y 2016). La última como jefe de la Brigada Guzmán el Bueno y al mando de la Brigada Multinacional Este.

España solo ha liderado una vez esta misión entre 2010 y 2012. El elegido entonces fue el general de división Alberto Asarta, ya retirado, diputado de Vox en el Congreso. Después, el Ministerio de Defensa ha intentado sin éxito en dos ocasiones, en 2016 y 2018, posicionar a un general español al frente de esta operación de Naciones Unidas.

La misión Unifil suma en total cerca de 11.000 cascos azules de 45 países de los cinco continentes, siendo Indonesia el que más aporta (casi 1.300 soldados), seguido por Italia, con algo más del millar de uniformados, que lidera también el sector Oeste. España es el tercer país de Europa, y el séptimo del mundo, en contribución a la misión.

Visita a la Blue Line

Robles tuvo la oportunidad de visitar la localidad de Metula un puesto de observación de la Blue Line, en la frontera entre Israel y Líbano, donde 64 soldados españoles controlan que no se produzcan incidentes. Antes, asistió a una reunión de coordinación de la Brigada, con todos representantes de los contingentes extranjeros, y recorrió algunas instalaciones de la base Miguel de Cervantes, sede de la Brigada Multinacional del Este. También inauguró durante la jornada un proyecto de colaboración Quick Impact Project contra incendios en la provincia de Nabatiyeh y asistió a un ejercicio de incidente IED (artefacto explosivo improvisado).

La ministra estuvo acompañada durante la visita a las tropas en Líbano por el almirante general Teodoro López Calderón, la secretaria de Estado de Defensa, Esperanza Casteleiro, y el comandante del Mando de Operaciones, el teniente general del Ejército del Aire Francisco Braco.

15 años en Líbano

España desplegó por primera vez en Líbano en septiembre de 2006, bajo la Resolución 1701 de Naciones Unidas que extendía y ampliaba una misión que comenzó en 1978, con el objetivo de patrullar el sur del país y evitar enfrentamientos entre Líbano e Israel, garantizar el acceso humanitario a la población civil, así como acompañar y asistir a las Fuerzas Armadas libanesas.

El contingente español llegó a contar con un máximo de 1.100 militares, pero desde 2012 se mantiene entre 600 y 700 los efectivos. En total, más de 10.000 militares españoles han desplegado durante estos quince años en Líbano, convirtiéndose en el tercer país europeo que más tropas ha aportado a la misión de pacificación. Desde el inicio de la misión, han fallecido en Líbano 15 militares españoles.



Recomendamos