menú responsive
MUNDO
-/5 | 0 votos

Canberra estudia la opción de encargar una clase Collins mejorada

Australia se plantea rescindir el encargo a Naval Group de 12 submarinos

Aspecto del futuro submarino Attack. Imagen: Naval Group

Aspecto del futuro submarino Attack. Imagen: Naval Group

25/01/2021 | Canberra

Los enormes costes del programa de futuros submarinos australianos SEA 1000 está llevando al cliente a plantearse un cambio de estrategia. La construcción de doce buques de la clase Attack, basados en el diseño Barracuda francés, puede quedar sin efecto si prospera la propuesta de sustituir las actuales seis naves de la clase Collins por una versión actualizada del mismo diseño.

El medio local Australian Financial Review ha revelado que el primer ministro del país, Scott Morrison, está disconforme con lo que en la información se recoge con los términos de “explosiones de costes y plazos incumplidos” en torno a este programa, que ya se cifra en más de 90.000 millones de dólares australianos (cerca de 58.000 millones de euros al cambio actual). El proyecto de suministro de 12 nuevos submarinos a la Marina Real Australiana se cifró inicialmente en 50.000 millones de dólares australianos (32.000 millones de...

Contenido gratuito disponible para suscriptores

 

Si todavía no se ha suscrito, pinche aquí, el registro es totalmente gratuito. En caso contrario, introduzca sus datos:

© Information & Design Solutions, S.L. Todos los derechos reservados. Este artículo no puede ser fotocopiado ni reproducido por cualquier otro medio sin licencia otorgada por la empresa editora. Queda prohibida la reproducción pública de este artículo, en todo o en parte, por cualquier medio, sin permiso expreso y por escrito de la empresa editora.

ENVÍO DE LA NOTICIA A UN AMIGO
Correo electrónico
Tu nombre
Mensaje